7 de diciembre de 2012

México.-La Comisión de DDHH investiga 4 casos de torturas y 22 de detenciones arbitrarias en los disturbios en México DF

MÉXICO DF, 7 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Comisión de Derechos Humanos de México DF ha anunciado que está investigando cuatro casos de posibles torturas y 22 de detenciones arbitrarias durante los disturbios que se desataron el 1 de diciembre en el marco de las numerosas manifestaciones celebradas en la capital mexicana contra la investidura presidencial de Enrique Peña Nieto.

En un informe preliminar, la Comisión ha denunciado que los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de México DF habrían torturado a cuatro de los manifestantes, en tres de los casos utilizando aparatos.

El peor de los casos es el de un joven, de 26 años de edad, al que, durante la manifestación, los agentes amenazaron con un arma, golpearon en los genitales y dieron descargas eléctricas en las piernas. Antes de ponerle a disposición de las autoridades judiciales, le desnudaron y fotografiaron y le golpearon en las costillas.

A otro manifestante de 34 años de edad supuestamente le detuvieron y trasladaron a un edificio público, donde le habrían propinado una paliza brutal, hasta dejarle casi inconsciente, y le habrían realizado tocamientos sexuales.

Además, el documento señala que a otros dos jóvenes, de unos 20 años de edad, los agentes les habrían golpeado y dado descargas eléctricas en distintas partes del cuerpo, incluida la cara.

El texto también apunta a que los uniformados detuvieron a 22 personas que se estaban manifestando pacíficamente, que estaban ayudando a los heridos, que estaban cubriendo la protesta o que estaban allí de forma circunstancial.

La Comisión ha detallado que en la mayoría de los casos se trata de manifestantes a los que la Policía arrinconó durante dos horas en el Centro Histórico de la capital mexicana y que decidieron continuar pacíficamente con la protesta.

"Tenemos a un grupo de al menos 15 jóvenes que se encontraban marchando pacíficamente cuando fueron encapsulados por personal policial. Entonces, permanecieron sentados de forma pacífica, a pesar de lo cual fueron vinculados a los hechos de violencia", ha explicado.

También ha relatado el caso de un limpiador de zapatos, a quien los manifestantes arrebataron su cajón de trabajo para agredir a los agentes y que cuando fue a recuperarlo fue detenido, "sin tener ningún nivel de participación en los hechos de violencia".

Por último, ha destacado el caso de un fotógrafo de la revista 'Café mx' que también fue arrestado, aunque estaba cubriendo la manifestación para dicho medio de comunicación, según ha informado el diario 'La Jornada'.

En este contexto, la Comisión ha instado a las autoridades capitalinas a brindar toda la información que posean sobre lo ocurrido antes, durante y después de la manifestación, lo que incluye las comunicaciones policiales, "con el fin de dar certeza plena a la ciudadanía de lo que verdaderamente ocurrió el 1 de diciembre de 2012".