15 de noviembre de 2011

México.- El gobernador electo de Michoacán niega que haya pactado con el crimen organizado para ganar los comicios

MÉXICO DF, 15 Nov. (EUROPA PRESS) -

Fausto Vallejo, candidato por el opositor Partido Revolucionario Institucional (PRI), negó que haya pactado con el crimen organizado para poder ganar los comicios regionales celebrados el pasado domingo en el estado mexicano de Michoacán (oeste).

Vallejo resultó electo gobernador de Michoacán con más del 35 por ciento de los votos, superando por una estrecha diferencia a la aspirante del gobernante Partido Acción Nacional (PAN), Luisa María Calderón, hermana del presidente mexicano, Felipe Calderón.

El triunfo de Vallejo supone el regreso del PRI a Michoacán y la antesala de lo que podrían ser las elecciones presidenciales del próximo año, en las que el PAN tendrá que realizar una intensa campaña para continuar en el poder y reducir el impulso que ha tomado la oposición.

"Es una ofensa para los michoacanos que se diga que fueron manipulados" los votos, afirmó Vallejo en una entrevista a la emisora local MVS Noticias.

"Creo que lo que están diciendo es muy delicado y por el bien del país y de la Presidencia de la República se debe aclarar esto porque son ellos los encargados de la seguridad de este país", aseveró.

Horas antes, Luisa María Calderón había acusado al crimen organizado de acosar a la población de Michoacán para que votara a favor de Vallejo, denuncia que habría sido secundada por el también opositor Partido de la Revolución Democrática (PRD).

"A mí me preocupa mucho que en algunas zonas del estado (los criminales) tomaron el control de las casillas, carreteras, de quien podía votar, violentaron el derecho a votar libremente de muchos ciudadanos", aseveró en rueda de prensa

Calderón --que obtuvo el 32,67 por ciento de los sufragios-- sugirió revisar "acta por acta" para constatar las irregularidades y aclaró que todavía faltan por contar unas 900 actas con supuestas incidencias, las cuales suponen unos 260.000 votos.

Según Vallejo, la diferencia con la Calderón es de unos 80.000 votos y de unos cien mil con el candidato del PRD, Silvano Aureoles.