27 de julio de 2011

México aclara que no habría permitido el tráfico controlado de armas de EEUU si lo hubiese conocido

MÉXICO DF, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

México habría detenido el tráfico controlado de armas si hubiese tenido conocimiento de la operación 'Rápido y Furioso', puesta en marcha por Estados Unidos para rastrear a los cárteles del narcotráfico, ha aclarado este miércoles Alejandro Poiré, secretario de Seguridad Nacional del Gobierno de Felipe Calderón.

Más de 2.000 armas de fuego --como AK 47 y AR-15-- fueron introducidas ilegalmente en México mediante la misión estadounidense 'Rápido y Furioso' con el objetivo de hacerles un seguimiento y poder llegar al centro de los principales cárteles de la droga en esa nación azotada por la violencia.

El Gobierno de Calderón insiste en que desconocía ese operativo organizado por la Oficina para el Control del Alcohol, Tabaco y Armas de Fuego de Estados Unidos (ATF), a pesar de que funcionarios de ese país aseguraron esta semana que habían informado a la Procuraduría General de México sobre el supuesto tráfico controlado de armamento.

"En ningún momento tuvo la autoridad mexicana conocimiento de que como parte autorizada o no autorizada de este operativo, pudiese existir ese trasiego ilegal de armas", ha enfatizado Poiré en declaraciones a la prensa.

William Newell, exagente especial a cargo de la División de Campo de la ATF en Phoenix, declaró ante el Congreso de Estados Unidos que en 2009 informaron a la Procuraduría de México del operativo 'Rápido y Furioso', abriendo nuevamente la polémica sobre la implicación del Gobierno de Calderón en este polémico asunto.

"Por supuesto, si hubiésemos tenido noticias al respecto, lo hubiésemos impedido y hubiésemos reclamado al respecto" a las autoridades en Washington, ha insistido el portavoz mexicano.

Estados Unidos ha tenido que reconocer a través del actual jefe en México de la ATF, Carlos Canino, que algunas de las armas llegaron a manos de miembros del Cártel de Sinaloa, liderado por el mexicano Joaquín 'El Chapo' Guzmán, el narcotraficante más buscado del mundo.

Poiré no ha querido hacer declaraciones sobre las armas que tendría en su poder el capo de la droga, pero ha recordado que la justicia mexicana mantiene abierta una investigación sobre este operativo de Estados Unidos en territorio mexicano para determinar si algún funcionario mexicano estaría implicado y conocer a los destinatarios del armamento.

Un informe de congresistas republicanos divulgado recientemente revela que al menos 122 armas de fuego utilizadas en la campaña 'Rápido y Furioso' han sido encontradas en escenas de crímenes ocurridos en México o en las rutas del narcotráfico.

Las autoridades mexicanas encontraron rifles de asalto AK-47, fusiles de calibre 50 milímetros y otras armas a finales de 2009. Más adelante se supo que fueron utilizadas por la operación de Estados Unidos para rastrear las actividades del crimen organizado.

Desde que Calderón asumió el cargo en diciembre de 2006 el poder han muerto en México unas 40.000 personas en hechos relacionados con el crimen organizado y la encarnecida guerra que libran los cárteles del narcotráfico por el control de la ruta de la droga que es vendida en Estados Unidos, principal consumidor de cocaína del mundo.