1 de agosto de 2006

México.- El presidente del PRD advierte de que no retirarán los campamentos de protesta y que asumirán las consecuencias

Calderón califica de "secuestro" la ocupación en las calles de la capital e insiste en que los comicios fueron "limpios y democráticos"

CIUDAD DE MÉXICO, 1 Ago. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Partido de la Revolución Democrática (PRD) de México, Leonel Cota, advirtió hoy de que no retirarán los campamentos que sus seguidores mantienen instaladas en las principales calles de Ciudad de México a favor de su candidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador, y de protesta por el recuento de votos de los comicios del 2 de julio.

En rueda de prensa, el máximo responsable del PRD, que se presentó a las elecciones en coalición con las formaciones del Partido del Trabajo (PT) y Convergencia, afirmó que asumirán las consecuencias que conlleven estas acciones, según informa el diario mexicano 'El Universal'.

A la petición de intelectuales que les han apoyado y que ahora les exigen la retirada de los campamentos en la avenida de la Reforma, como Carlos Monsiváis, Cota aclaró que son respetables muchas opiniones y las habrán de valorar, pero que están decididos a mantener la resistencia civil.

Ante la posibilidad de que la Policía Federal Preventiva (PFP) comience a retirar algún plantón, el presidente del PRD recalcó que es la Presidencia del país la que se mantiene en "la provocación", y destacó que no les van a "amedrentar" porque tienen "convicciones".

CALDERÓN: "SECUESTRAR EL DF"

Por su parte, el virtual ganador de las elecciones presidenciales, Felipe Calderón (PAN), criticó a "quienes pretenden secuestrar el Distrito Federal con tal de lograr sus ambiciones", y consideró que la campaña llevada a cabo por López Obrador "exige un precio" que no tiene "por qué pagar" el Partido de Acción Nacional.

El aspirante oficialista sostuvo que las pasadas elecciones fueron las más competidas y observadas, "una jornada ejemplar, una elección transparente, legal y equitativa, fue limpia y democrática", y reiteró que hay quienes "pretenden ganar en las calles lo que no pudieron ganar en las urnas".

Finalmente, reafirmó que respetará la decisión que tome el Tribunal Electoral, incluso si éste determina el recuento voto a voto "en algunos casos", al tiempo que insistió en que no responderá ante "las provocaciones", indica la prensa local recogida por Europa Press.