5 de agosto de 2009

Muere esposa jefe talibán Pakistán, presunto misil EEUU

Por Alamgir Bitani

PESHAWAR, Pakistán (Reuters/EP) - La esposa del jefe talibán pakistaní Baitullah Mehsud estaba entre los tres muertos el miércoles por un ataque con misiles presuntamente lanzado por un avión no tripulado estadounidense en la región tribal de Waziristán Sur, dijeron familiares a Reuters.

Según un familiar de la esposa fallecida, Mehsud no estaba presente cuando los misiles impactaron una casa propiedad de su suegro en la localidad de Makeen, un pueblo casi inaccesible situado en el corazón de las tierras del líder talibán, en la frontera con Afganistán.

"Baitullah está sano y salvo", dijo Iqbal Mehsud, un primo de la esposa fallecida del militante en declaraciones a Reuters vía telefónica.

Estados Unidos ha ofrecido una recompensa de 5 millones de dólares por la cabeza de Mehsud, un aliado de Al Qaeda considerado en Pakistán como el enemigo público número uno.

Poco después de la 1 de la madrugada local (1900 GMT del martes), dos misiles golpearon el extenso edificio fortificado de Ikramuddin Mehsud, un clérigo cuya hija se casó con Baitullah Mehsud el pasado noviembre.

Al menos dos milicianos murieron en el ataque, según un funcionario de seguridad en Waziristán.

Familiares confirmaron que la esposa de Mehsud también estaba entre los muertos y dijeron que cuatro niños de la extendida familia, que vivían en la casa, resultaron heridos.

La hija de Ikramuddin era la segunda esposa del jefe talibán, que no tiene hijos con su primer mujer. De acuerdo con la costumbre musulmana, un hombre puede tener cuatro esposas.

"Confirmo que la mujer que murió en el ataque era la mujer de Baitullah Mehsud", dijo a Reuters por teléfono el pariente, que no quiso ser identificado.

El uso de la fuerza aérea es un tema polémico en el conflicto en las tierras tribales de la etnia pastún, entre Pakistán y Afganistán, ya que los guerrilleros se mezclan con la población y las muertes de civiles pueden aumentar el apoyo hacia los talibanes.

En el sur de la provincia afgana de Kandahar, un ataque aéreo de tropas occidentales el martes por la noche dejó tres niños muertos y un hombre de una misma familia, según los habitantes del pueblo.

OBJETIVOS EN MOVIMIENTO

Los ataques de misiles estadounidenses en el territorio de Mehsud, en Waziristán Sur, se han hecho más frecuentes en el último mes.

También Pakistán ha bombardeado el bastión miliciano con incursiones aéreas y artillería de distancia media.

Mehsud se declaró a sí mismo líder de los talibanes paquistaníes a finales de 2007, agrupando a unas 13 facciones del noroeste del país, y sus hombres han estado detrás de una ola de ataques suicidas dentro de Pakistán y contra las tropas occidentales desplegadas al otro lado de la frontera, en Afganistán.

Además, se le señala de ordenar el asesinato de Benazir Bhutto en diciembre del 2007, una acusación que niega. Abundan las teorías sobre quién acabó con la vida de la ex primera ministra.

Los ataques estadounidenses contra Mehsud aumentaron en junio, después de que el Gobierno paquistaní ordenase una ofensiva militar.

Hasta la fecha, los ataques de aviones no tripulados se han centrado en tierras de líderes talibanes de la tribu Wazir, ya que su territorio linda con Afganistán y han estado más involucrados en la insurgencia afgana.

El Ejército ha cortado carreteras en torno al reducto montañoso de Mehsud y sus habitantes han abandonado la zona, pero según pasan los días, crecen las dudas sobre si el Ejército pretende lanzar un ataque completo.

Las escarpadas montañas de Waziristán Sur, sus barrancos, lechos secos de ríos y matorral bajo ofrecen un terreno perfecto para la guerra de guerrillas, y Mehsud tiene una tropa de combatientes experimentados que se estima entre 10.000 y más de 20.000 hombres.

Analistas creen que el Ejército no se arriesgará a abrir otro frente hasta que haya terminado su campaña contra los talibanes en el valle de Swat, situado al este y más cerca de la capital, Islamabad.