5 de agosto de 2009

Nuevo juicio en Moscú por asesinato de periodista Politkovskaya

Por Aydar Buribayev y Conor Humphries

MOSCU (Reuters/EP) - Una corte rusa podría suspender el nuevo juicio a tres hombres acusados por el asesinato de la periodista y crítica del Kremlin Anna Politkovskaya, luego de que los fiscales acordaron el miércoles que el caso debería combinarse con una investigación sobre quién ordenó el crimen.

Politkovskaya, quien expuso abusos a los derechos humanos y corrupción en la turbulenta región sureña de Chechenia, fue asesinada a tiros afuera de su edificio de apartamentos en 2006.

El asesinato de Politkovskaya, que tenía 48 años y dos hijos, despertó la indignación en Occidente, pero el entonces presidente ruso, Vladimir Putin, dijo que ella había tenido una "influencia mínima" en la sociedad rusa.

Los tres sospechosos fueron absueltos en febrero de ser cómplices en el asesinato.

Pero un tribunal superior ordenó un nuevo juicio, decisión criticada por la familia de la reportera, que el miércoles pidió que el caso fuera enviado nuevamente a la fiscalía.

Los abogados de la familia se sorprendieron cuando los fiscales apoyaron su petición.

"Eso favorece a que nuestra petición pueda ser aceptada, pero tenemos que esperar y ver", dijo Anna Stavitskaya, abogada de la familia.

Si el juez falla a favor de la petición el viernes, el caso se combinará con una investigación sobre la persona que ordenó el asesinato. El hombre acusado de apretar el gatillo está prófugo.

El abogado defensor Murad Musayev dijo que también apoyaba el pedido y añadió que una investigación ayudaría a limpiar el nombre de sus clientes.

El asesinato de la periodista ensombreció la imagen de Rusia, pero el Kremlin ha negado las acusaciones de que estuviera implicado en el crimen, y afirmó que era un intento de desacreditar al país.

PROMESAS

Los partidarios de la periodista afirman que el nuevo juicio es una pérdida de tiempo y que hace falta una nueva investigación.

"El juicio no está ayudando a resolver el crimen", afirmó Karina Moskalenko, abogada de la familia de la fallecida, antes de la audiencia.

"Los asesinos están paseando libres y los salvajes que idearon este repugnante crimen contra una mujer indefensa no han sido llevados ante la justicia", añadió.

El presidente actual Dmitry Medvedev ha sido más abierto sobre su apoyo a la libertad de expresión desde que asumió el poder y visitó las oficinas del periódico donde trabajaba la periodista, Novaya Gazeta, prometiendo reformar el sistema legal y aclarar el crimen.

Sin embargo, los críticos afirman que todavía están esperando indicios de que sus promesas mejoren el pobre historial del país en la resolución de los ataques contra personas de la oposición.

"Aún no hay pruebas de que haya llevado a una investigación de más calidad", afirmó Maria Lipman, una analista política del Centro Carnegie de Moscú, financiado con capital estadounidense.