16 de noviembre de 2015

La ONU pide que no se endurezcan las políticas migratorias tras los atentados de París

MADRID, 16 Nov. (Notimérica) -

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, ha pedido este lunes a la comunidad internacional que no endurezcan las políticas migratorias en favor de los refugiados tras los atentados del autodenominado Estado Islámico en París de este viernes que acabaron con la vida de 129 personas.

Por su parte, el portavoz de las Naciones Unidas, Stephane Dujarric, ha pedido que se muestre "compasión" y "empatía" hacia aquellos que huyen de la violencia vigente en Medio Oriente y en concreto en Siria. Del mismo, difiere de las muestras de rechazo que se ha visto por parte de algunos gobiernos, según informa 'Notimex'.

"Es entendible que los países deben tomar las medidas necesarias para proteger a sus ciudadanos ante cualquier forma de terrorismo, pero enfocarse en refugiados y personas vulnerables que huyen ellas mismas de la violencia no es la manera de hacerlo", afirmó Dujarric.

Después de los atentados, varios medios informaron que uno de los responsables entró en el país francés como refugiado de Siria, ante lo que varios líderes europeos han anunciado medidas contra la migración, como en Polonia, mientras que políticos conservadores de Holanda, Francia y Alemania han llamado a implementarlas.

En el caso de Polonia, el Gobierno ha decidido dar marcha atrás a sus acuerdos de recibir refugiados del Medio Oriente por razones de seguridad.

Lo mismo sucede al otro lado del océano, en Estados Unidos, donde los estados de Texas, Arkansas, Louisiana e Indiana han anunciado hoy que no aceptarán más refugiados sirios, misma media adoptada el domingo por Alabama y Michigan

AMNISTÍA INTERNACIONAL

En la misma línea que la ONU se sitúa el organismo de defensa de los Derechos Humanos Amnistía Internacional (AI), que ha instado hoy a los líderes mundiales a demostrar su verdadera altura como estadistas y no ceder a una irreflexiva agenda de rechazo de los refugiados tras la tragedia parisina.

"Los trágicos acontecimientos de París han repugnado y dejado atónito al mundo, y nuestros corazones y pensamientos están con todas las personas afectadas por estos atroces atentados. A la amenaza del terrorismo siempre se debe responder con firmeza y con el máximo respeto por la seguridad y los derechos humanos", ha pedido el Director del Programa Regional para Europa y Asia Central de Amnistía Internacional, John Dalhuisen.

El director ha asegurado que los que están intentando ahora llegar a los países europeos son los que están huyendo de la misma violencia que sacudió 'la ciudad de la luz' el pasado viernes, en la mayoría de los casos perpetrada por el propio Estado Islámico en las regiones de Siria e Irak.

"En este momento, Europa se enfrenta a dos retos urgentes. El primero es la amenaza del terrorismo, que viene de largo. El segundo, más reciente, es el aumento del número de personas refugiadas y solicitantes de asilo en sus fronteras. Son dos cosas distintas, y sólo una de ellas constituye una amenaza. Los dirigentes europeos deben distinguir cuidadosamente entre ambas, y tener claro que lo mejor para la seguridad de Europa no es dar la espalda a una crisis global de refugiados, sino garantizar la entrada ordenada, organizada y humanitaria de personas que huyen de horrores similares", ha concluido el representante de AI.