10 de junio de 2010

Papeleras.- Argentina presenta dos denuncias contra los manifestantes que bloquean el puente hacia Uruguay

BUENOS AIRES, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Argentina presentó ante la justicia dos denuncias, una penal y otra civil, contra los manifestantes que desde hace más de tres años mantienen cortado el puente que comunica a ese país con Uruguay en protesta por la instalación de una planta de celulosa, anunció el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández.

Para el ministro, la actitud de los asambleístas que se oponen a la actividad de la planta UPM (antes Botnia) ya es un "capricho" y ratificó que "el primer objetivo tiene que ser liberar el puente" General San Martín, aunque ratificó que no cumplirán el fallo judicial que exige el desalojo del puente que une a Gualeyguachú (Argentina) con Fray Bentos (Uruguay).

"No queremos reprimir, hemos sido consecuentes con el tema y tuvimos una paciencia inagotable", dijo Fernández este jueves en declaraciones a la emisora FM Milenium, al insistir en que "la orden de la Justicia no refleja con contundencia la situación en la que nos encontramos" por lo que se hace "imposible" ejecutarla.

La idea de presentar una querella contra los manifestantes surgió de una reunión que sostuvo este miércoles la presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner, con su gabinete ministerial. "Denunciaremos penalmente, con nombre y apellido, a los responsables" de este corte, afirmó el ministro Fernández.

Este martes, el juez Gustavo Pimentel había dictaminado que se debe garantizar el libre tránsito en el puente que une las localidades argentina y uruguaya. Esta orden se suma al fallo emitido el pasado 20 de abril por la Corte Internacional de Justicia (CIJ) que condena a Montevideo por violar el tratado del río Uruguay, pero tampoco favorece a Buenos Aires porque "no puede probarse" la contaminación sonora y visual que, supuestamente, genera la papelera.

A este respecto, el ministro argentino aclaró que La Haya ha sido "contundente con sus conclusiones", por lo que consideró que, ante esta decisión, ya "no hay posibilidades de otro tipo de alternativas al acatamiento del fallo" de la CIJ. "Tenemos que ponernos enfrente de la situación y darla por terminada de la manera que lo estamos haciendo", subrayó, al reiterar que "no se puede sostener una posición por capricho".

Vecinos y activistas argentinos decidieron el 20 de noviembre de 2006 poner un candado al portón que permite el acceso al Puente Internacional General San Martín impidiendo la salida de vehículos desde Gualeguaychú hacia Uruguay y el ingreso a Argentina de los coches provenientes desde Fray Bentos.

Este cierre ha generado serios problemas de transporte, especialmente, a los comerciantes que desde hace más de tres años han tenido que utilizar la ruta más larga para poder transportar mercancía entre los dos países que mantienen importantes intercambios comerciales.

Los ecologistas alegan que la planta es altamente contaminante y que es perjudicial para el río que atraviesa ambos países, visión que llegó a ser compartida por el Gobierno argentino que abogó en todo momento por el desmantelamiento de la llamada 'pastera' hasta presentar una denuncia ante el CIJ.

La finlandesa UPM, que se hizo cargo de Botnia en 2009, produce un millón de toneladas anuales de celulosa blanqueada de fibra corta de eucalipto en su planta de Fray Bentos.

La producción se transporta en barcazas desde la fábrica a través del río Uruguay hasta el puerto de Nueva Palmira, en el sur del país. Desde allí, la mercancía es colocada en buques transatlánticos con destino a Europa y Asia.