12 de noviembre de 2007

Papeleras.- El gobernador de la provincia de Entre Ríos dice que la planta de Botnia en Fray Bentos emite olor a podrido

BUENOS AIRES, 12 Nov. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) -

El gobernador de la provincia de Entre Ríos, Jorge Busti, dijo hoy que en la ciudad de Gualeguaychú se advierte "olor a huevo podrido" desde la noche del domingo, después de que comenzara a funcionar la planta de la empresa Botnia, situada en la margen izquierda del río Uruguay, en la ciudad de Fray Bentos.

Busti ratificó que en la ciudad "se siente olor a huevo podrido", que es consecuencia del proceso que se realiza para el tratamiento de la madera antes de convertirla en pasta de celulosa.

El gobernador entrerriano dijo que que su gobierno está haciendo "un plan de vigilancia ambiental", tras el comienzo de la actividades de la planta de Botnia y que incluye la "vigilancia epidemiológica para controlar la salud de la población".

Busti defendió la acción de los ecologistas que mantienen cortado el puente entre ambas ciudades al señalar que "el puente cortado no daña la salud a nadie. Además no es la cuestión principal del diferendo", dijo a radio Continental.

"[El corte] puede hacer alargar la ida a Punta del Este a algún veraneante, pero nada más que eso", e insistió en que "acá hay un elemento contaminante enfrente", señaló.

El gobernador insistió en que el reclamo de los ecologistas es la reubicación de la planta de Botnia y dijo que habrá que esperar la finalización del proceso en marcha ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya, donde Argentina denunció a Uruguay por la violación de un tratado firmado por los dos países en 1975.

Busti dijo que habrá que esperar hasta finales de 2008 para conocer el veredicto de la Corte Internacional, aunque recordó que el tribunal había dicho que los cortes carreteras no hacían al fondo de la cuestión, al desestimar un planteo uruguayo.