5 de octubre de 2007

Papeleras.- El jefe de gabinete Argentino dice que el gobierno busca un acercamiento con Uruguay

BUENOS AIRES, 5 Oct. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) -

El jefe de gabinete de ministros, Alberto Fernández, dijo hoy que el gobierno argentino busca recuperar el diálogo con Uruguay, después del entredicho que se generó entre los dos países por la instalación de una planta de celulosa en la ciudad uruguaya de Fray Bentos, objetada por la Argentina porque podría provocar daños en el medio ambiente.

Fernández dijo que el gobierno "está viendo si se puede reordenar la relación con el país vecino. Hay relaciones políticas, sociales y económicas con Uruguay, que es donde está haciendo el mayor esfuerzo el mediador para recuperar el vínculo que tuvieron los dos países y se recupere el diálogo".

En declaraciones a radio América, Fernández dijo que la búsqueda de un acercamiento con el gobierno de Tabaré Vázquez "no significa que estemos cediendo posiciones" en la disputa que se dirime en la Corte Internacional de Justicia de La Haya.

El gobierno del presidente Néstor Kirchner denunció al de Uruguay ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya, por considerar que ese país violó el Estatuto del Río Uruguay firmado por los dos países en 1975, y por el cual se comprometieron a administrar en forma conjunta ese curso de agua.

El presidente Néstor Kirchner dijo que Argentina deberá esperar el resultado de la demanda iniciada en La Haya, mientras los ambientalistas argentinos de la ciudad de Gualeguaychú, situada frente a Fray Bentos, insisten en la relocalización de la planta de Botnia.

El gobierno de Uruguay y la empresa Botnia descartan que la planta pueda contaminar el medio ambiente, por la moderna tecnología que se utilizará. La planta se encuentra en la última etapa de sus construcción y podría comenzar a funcionar dentro de un mes.