12 de julio de 2012

Paraguay.- Franco ordena el retiro de diez altos cargos militares acusados de reunirse con el canciller venezolano

ASUNCIÓN, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente paraguayo, Federico Franco, ordenó el miércoles pasar retiro a diez altos cargos militares acusados de reunirse con el ministro de Exteriores venezolano, Nicolás Maduro, durante la crisis política que provocó la destitución de Fernando Lugo como jefe de Estado de Paraguay.

Horas antes de que el Gobierno hiciera este anuncio, los diez militares habían negado ante la justicia civil que Maduro hubiese ejercido presión sobre las Fuerzas Armadas de Paraguay para que reaccionaran ante la destitución de Lugo ocurrida el pasado 22 de junio.

La decisión afecta a ocho generales, un almirante y un contralmirante. Entre ellos figura el general del Ejército Adalberto Ramón Garcete y el almirante Juan Carlos Benítez Fromherz, quienes, según los medios locales, fueron personas leales al exobispo católico. También pasó a retiro el general de División Ángel Vallovera Antúnez, jefe del Gabinete Militar de Lugo.

Franco insiste en acusar al Gobierno de Hugo Chávez de injerencia en los asuntos internos de Paraguay, lo cual ha sido negado por Maduro y otros cancilleres de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) que también estuvieron presentes en el encuentro celebrado en el palacio presidencial de Asunción, mientras el Senado celebraba el fugaz juicio político contra Lugo.

Los militares implicados confesaron ante la justicia civil que durante la reunión con los representantes de la Unasur hablaron de las eventuales consecuencias que tendría la destitución de Lugo y mencionaron la posibilidad de emitir un comunicado sobre esa situación pero, por razones no precisadas, decidieron no hacerlo.

El escándalo estalló cuando Franco ordenó divulgar un vídeo en el que aparecen Maduro; el secretario general de la Unasur, Alí Rodríguez Araque; la ministra de Exteriores de Colombia, María Ángela Holguín, y otros cancilleres de la región, entrando a una reunión con militares paraguayos.

Sin embargo, la Fiscalía paraguaya decidió dejar sin validez esta supuesta prueba en el marco de las investigaciones que realiza contra Maduro.