28 de septiembre de 2015

Peter Cárdenas, antiguo 'número dos' del MRTA, asegura que su lucha fue "un fracaso total"

LIMA, 28 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Peter Cárdenas, antiguo número dos del grupo terrorista Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA), ha reconocido este domingo que la lucha de esta organización fue un "fracaso total" tras salir de prisión después de cumplir una pena de 25 años por terrorismo.

   En una entrevista al programa de televisión Punto Final, ha vuelto a pedir perdón por sus hechos y ha asegurado que no volvería a unirse a las filas del MRTA si tuviera la oportunidad. "Pedí perdón a todas las personas que de alguna manera fueron perjudicadas o perdieron familiares en hechos que se me atribuían o estuviera involucrado", ha afirmado.

   "Yo sí me arrepiento. No me volvería a meter en el MRTA porque fue un fracaso total", ha asegurado, pidiendo a los jóvenes que "se olviden de la lucha armada porque eso no conduce a ninguna parte". Cárdenas, que se ha mostrado dispuesto a ir a pedir perdón a sus víctimas y mostrarles su "arrepentimiento", ha incidido en que "hace 25 años yo no sabía lo que iba a pasar".

   Por otra parte, ha aprovechado la entrevista para desmentir su participación en algunos de los atentados por los que ha cumplido pena. "No participé en todos los atentados", ha afirmado, desmintiendo concretamente su implicación en el asesinato del ex ministro de Defensa Enrique López Albújar.

   Sí que ha admitido que participó en las "cárceles del pueblo" en las que se recluía a los secuestrados y se torturaba a personas para conseguir beneficios y reclamar cuantiosos rescates. No obstante, ha indicado que en su caso no tiene ningún patrimonio. "Yo no tengo donde caerme muerto", ha afirmado.

   Cárdenas también ha desmentido la supuesta relación entre el narcotráfico y el MRTA. "Nunca el narcotráfico nos financió. Puedo ser terrorista, guerrillero, asesino, pero nunca he sido corrupto y nunca me he metido con el narcotráfico", ha insistido, según recogen los medios locales.

   El antiguo dirigente del MRTA ha comentado también en la entrevista sus conversaciones en la Base Naval de Callao, donde ha estado recluido, con el antiguo jefe de la Inteligencia peruana Vladimiro Montesinos y con el líder del grupo guerrillero Sendero Luminoso, Abimael Guzmán.

FUTURO

   En cuanto a sus planes de futuro, ha expresado su intención de reunirse con su mujer y sus hijos, que residen en Europa. "Pienso vivir en Suecia", ha indicado, aunque ha dejado claro que le gustaría volver a Perú "si vale la pena venir para algo".

   "Me encantaría apoyar a alguna candidatura de izquierda, si me aceptan claro", ha añadido, recalcando que está "completamente en contra de un levantamiento armado, completamente en contra".

   Fundado en 1982, el MRTA llevó a cabo su último ataque en diciembre de 1996, cuando tomó la residencia del embajador de Japón en Lima, un ataque encabezado por su entonces líder, Néstor Cerpa, y que terminó con un asalto de las fuerzas de seguridad en el que murieron éste y otros doce guerrilleros, mientras que fueron rescatados con vida 72 rehenes, todos salvo uno que falleció en el operativo.

Para leer más