¿Puede la Justicia argentina juzgar al príncipe de Arabia Saudí?

¿Puede la Justicia argentina juzgar al príncipe de Arabia Saudí?
28 de noviembre de 2018 REUTERS / HANDOUT .

   BUENOS AIRES, 28 Nov. (Notimérica) -

   Una controversia más se suma a la previa de la Cumbre del G20 que se realizará en Buenos Aires entre los días 30 de noviembre y 1 de diciembre: la organización Human Rights Watch (HRW) presentó una denuncia contra el príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed bin Salmán, por su presunta implicación en crímenes de guerra cometidos por la coalición encabezada por Arabia Saudí en el marco de la guerra de Yemen, así como en el polémico asesinato del periodista Yamal Khashoggi.

   La denuncia recayó en el juez federal Ariel Lijo y fue remitida al fiscal Ramiro González, el mismo que llevó adelante una causa por crímenes cometidos por el régimen de Francisco Franco en España, según informó 'Página 12'.

   "Desde hace tres años la coalición liderada por Arabia Saudí ha perpetrado ataques aéreos indiscriminados y desproporcionados contra los civiles en Yemen. Han bombardeado escuelas, hospitales, mercados y mezquitas. También ha impuesto y mantenido un bloqueo naval diario. La situación humanitaria es drástica. La mitad de la población puede morir de hambre si no cambia", indicó el consultor jurídico y portavoz de HRW Reed Brody a la agencia 'Sputnik'.

   En ese sentido, la intención de la entidad es que "un fiscal o un juez" argentino --a falta de una instancia judicial en Yemen o Arabia Saudí-- puedan investigar la posible conexión del dirigente saudí con las circunstancias que han llevado a que millones de yemeníes vean su vida amenazada por el cólera y la hambruna.

La oficina de Lijo ha informado a 'Reuters' de que el juez federal ha solicitado al Ministerio de Exteriores que pida información a Turquía, Yemen y el Tribunal Penal Internacional (TPI) sobre ambos asuntos para estudiar la viabilidad de la denuncia contra Bin Salmán.

   La Constitución de Argentina reconoce la jurisdicción universal para los crímenes de guerra, lo que significa que la Justicia puede investigar e imputar esos delitos sin importar dónde se cometieron, tal y como han manifestado grupos de defensores de los Derechos Humanos.

   Por otro lado, la entidad incluyó en su denuncia el asesinato de Jamal Khashoggi, "que es el caso más emblemático pero no el único, ni de torturas ni de violaciones a la libertad de prensa", indicó Brody.

   Turquía afirma tener pruebas de que el periodista fue sometido a tortura, antes de ser asesinado y presuntamente descuartizado en el consulado saudí en Estambul, adonde había ido a buscar unos documentos.

   Por su parte, Arabia Saudí sostiene que el asesinato del periodista opositor no tuvo nada que ver con la familia real, sin embargoo 'The Washington Post' afirmó que la CIA indica en su informe al príncipe heredero saudí como la persona que habría ordenado matar a Khashoggi.

   Esto supondría un delito de lesa humanidad y, por lo tanto, entra dentro de las categorías en las que los magistrados de Buenos Aires podrían actuar, por lo que "todo indica que sería un crimen" a los ojos de la Justicia argentina

   Bin Salmán es uno de los jefes de Estado que visitarán Buenos Aires en el marco de la cumbre del G20 que comenzará este próximo viernes. Para HRW, la presencia del príncipe saudí en territorio argentino arroja una posibilidad de someterlo a una investigación judicial.

LA "INMUNIDAD" DE BIN SALMÁN

   Interrogado por el periódico argentino 'Clarín' sobre este asunto, el viceministro de Exteriores, Daniel Raimondi, se ha limitado a recordar que Bin Salmán goza de "inmunidad por el rol que esta ejerciendo en calidad de representante de un Estado soberano".

   Fuentes de la Cancillería han aclarado que "no existe base jurisdiccional en la legislación argentina, ni antecedentes bajo el Derecho Internacional, que habiliten la detención de un funcionario de su rango en funciones aún por crímenes internacionales", por lo que Bin Salmán no sería detenido.

Contador