2 de febrero de 2010

R.Unido/Argentina.-Ministerio de Exteriores convoca a la embajadora británica para protestar por perforación en Malvinas

BUENOS AIRES, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio de Asuntos Exteriores argentino ha convocado esta tarde a la embajadora británica en el país iberoamericnao, Shan Morgan, con el objetivo de trasladarle la "más enérgica protesta"del Gobierno argentino por los trabajos de perforación petrolífera que comenzarán de forma inminente en el norte de las islas Malvinas, cuya soberanía se disputan Reino Unido y Argentina.

Ante la ausencia de la embajadora, el encargado de negocios de Reino Unido en Buenos Aires asistirá a la cita y será el jefe de gabinete del Ministerio de Exteriores argentino, Alberto Dalotto, quien le hará entrega de la nota, informó la agencia oficial Télam.

En dicha nota, el Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, deja claro que "rechaza firmemente la pretensión del Reino Unido de autorizar la realización de operaciones de exploración y explotación de hidrocarburos en el área de la plataforma continental argentina".

Argentina reivindica su soberanía sobre las islas Malvinas, así como sobre Georgias del Sur, Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes, algo que reiterará al encargado de negocios británico.

Aunque ambos países no han dejado de reclamar su soberanía sobre las Malvinas, casi tres décadas después del fin de la guerra que les enfrentó, los informes que vaticinan que bajo las aguas de las islas podría haber importantes reservas de gas y petróleo ha contribuido a aumentar las tensiones.

El año pasado, tanto Argentina como Reino Unido reclamaron una inmensa franja de mar alrededor del archipiélago en la que se estima que podrían esconderse las reservas de petróleo y gas. La compañía argentina YPF, filial de Repsol, anunció en diciembre que explorará el lecho marino en busca de estos recursos.

En la guerra, que se prolongó entre los meses de abril y junio de 1982, murieron cerca de 650 soldados argentinos y 255 británicos. Reino Unido desestimó en marzo una nueva demanda argentina para recuperar la soberanía.

Por su parte, Reino Unido expresó formalmente a Argentina su protesta por una nueva ley que integra a las islas Malvinas dentro de la provincia argentina de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Antártico Sur.