3 de enero de 2006

Rusia/Venezuela.- Rusia entregará a Venezuela 30.000 fusiles de asalto Kalashnikov el próximo marzo

CARACAS, 3 Ene. (EP/AP) -

Rusia entregará 30.000 fusiles de asalto Kalashnikov el próximo marzo hasta completar a finales de año la totalidad del material bélico ruso comprado por los venezolanos, informó hoy el ministro de Defensa, almirante Orlando Maniglia.

En marzo "llega el primer grupo de 30.000 fusiles, después llegan otros 30.000 y a finales de año llegan el resto", indicó Maniglia en una entrevista a la AP en el palacio de Gobierno.

Esas serán las primeras armas que serán entregadas conforme a un acuerdo para la compra que realizó Venezuela a Rusia de 15 helicópteros y 100.000 fusiles de asalto del tipo Kalasnikov AK 103 y 104 suscrito a comienzo de 2005 por el Gobierno del presidente venezolano Hugo Chávez.

"En octubre debemos tener todos los helicópteros y fusiles", agregó el ministro.

Las autoridades informaron anteriormente que se acordó comprar un helicóptero de transporte, modelo MI26T, con capacidad para trasladar unas 89 tropas, 14 toneladas de combustible y cinco toneladas de agua. Los restantes 14 helicópteros tienen configuración militar. Seis de ellos son MI17 y ocho MI35.

OPOSICIÓN DE EEUU

Venezuela firmó el pasado noviembre un acuerdo para comprar 12 aviones de transporte y vigilancia, y ocho barcos de patrullaje por 2.000 millones de dólares, pese a la oposición de Washington, que argumenta que la transacción involucra piezas y tecnología estadounidense.

Funcionarios del Gobierno del presidente estadounidense George W. Bush han expresado en particular su preocupación por la adquisición de los fusiles rusos por parte Venezuela, y han dicho que temen que esas armas podrían terminar en manos de otros grupos, como la guerrilla colombiana, y eventualmente convertirse en una fuerza de desestabilización en Sudamérica.

Las autoridades venezolanas han catalogado de "ridículas" las críticas de Estados Unidos y dice que los rifles serán usados para sustituir los anticuados fusiles FAL usados desde hace varias décadas por los militares venezolanos. Ellos han convidado al gobierno estadounidense a no meterse en los asuntos internos de Venezuela.