14 de septiembre de 2016

¿Cómo será la misión de mantenimiento de paz de la ONU en Colombia?

¿Cómo será la misión de mantenimiento de paz de la ONU en Colombia?
LUC GNAGO / REUTERS

BOGOTÁ, 14 Sep. (Notimérica) -

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha definido este martes el mandato, el tamaño y los aspectos operativos de la misión que desplegará en Colombia para ayudar a implementar el acuerdo de paz firmado entre el Gobierno y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

La organización liderada por Ban Ki Moon ha propuesto un total de 450 observadores desarmados --40 a nivel nacional, 90 a nivel regional y 320 a nivel local-- que actuarán en 40 localizaciones diferentes, incluidas aquellas zonas en los que los miembros de las FARC se reincorporen a la vida civil. Además, el Consejo tiene establecido un período de doce meses prorrogables para controlar y verificar el cese de las hostilidades y la entrega de armas.

Así, la misión de la ONU en Colombia será la de verificar el desarme del grupo guerrillero y el alto el fuego bilateral como parte de un mecanismo de observación tripartito. Éste se dividirá en tres fases: la primera, para establecer su cuartel general en la capital, junto con la evaluación de dichos territorios; la segunda para extender la observación a nivel local y la última para su plena puesta en marcha.

El pasado 6 de septiembre, la Misión de la Organización de las Naciones Unidas en Colombia informó sobre el exitoso fin de la primera fase de capacitación del grupo de personas que formarán parte de ese mecanismo compuesto por tres partes.

Entre los hombres y mujeres observadores internacionales de la misión se encuentran delegados de ocho países de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), como son Argentina, Bolivia, Chile, El Salvador, México, Uruguay, Paraguay y Guatemala.

Durante una semana, 25 miembros de la fuerza pública, 25 de las FARC- Ejército del Pueblo (EP) y 30 observadores internacionales de las Naciones Unidas se encargaron de realizar ejercicios grupales para promover la integración y la comunicación con vistas al futuro para llevarlo a cabo en el proceso de reintegración civil de la guerrilla.

En este ejercicio, que incluyó teoría y práctica, se tuvieron en cuenta diferentes aspectos del Acuerdo Final y los protocolos que deberán seguir y regular el mecanismo de observación y monitoreo de su cumplimiento de forma transparente y fiable, según indica el portal oficial de la misión de la ONU en el país.

De esta forma, este proceso debería estar listo para finales de este mes de septiembre, concretamente para el día 26, cuando el Gobierno y las FARC firmen un acuerdo de paz en Cartagena. Así, se completará el 2 de octubre, la fecha escogida para el referéndum nacional.

Por tanto, una vez completado este paso, "los colombianos tendrán la oportunidad de abrir las puertas a un futuro mejor, con una paz duradera y estable que hemos sido capaces de construir con el apoyo del Consejo de Seguridad y de Naciones Unidas", tal y como ha indicado la representante de Colombia en el organismo, María Emma Mejía.

Con este acuerdo de busca poner punto final al conflicto armado que ha durado más de medio siglo y que ha dejado cerca de 260.000 muertos, 45.000 desaparecidos y cerca de siete millones de personas desplazadas.