29 de agosto de 2019

Suecia.- Swedbank nombra a Jens Henriksson nuevo consejero delegado

ESTOCOLMO, 29 Ago. (EUROPA PRESS) -

La junta directiva de Swedbank, el banco más antiguo de Suecia, ha nombrado a Jens Henriksson como nuevo presidente y consejero delegado de la entidad, quien reemplazará "lo antes posible" a Anders Karlsson, que dirigía de manera interina el banco sueco desde el pasado mes de marzo.

No obstante, hasta la fecha de la incorporación de Jens Henriksson, Anders Karlsson continuará ejerciendo como presidente y consejero delegado interino, tras lo que regresará a sus funciones como director financiero.

Henriksson, que actualmente es presidente de Folksam y consejero delegado de Folksam Liv y Folksam Sak, ocupó con anterioridad la dirección de la Bolsa de Estocolmo.

Asimismo, el ejecutivo fue miembro de la junta del Fondo Monetario Internacional, asumiendo la responsabilidad para la región báltica y nórdica. Durante un periodo breve, Jens Henriksson también fue responsable de relaciones bancarias en Swedbank y trabajó en el Ministerio de Finanzas de Suecia, donde ocupó diferentes cargos.

"Mi tarea principal como presidente y consejero delegado de Swedbank es reconstruir la confianza del banco, desarrollar aún más el perfil de sostenibilidad del banco y continuar el exitoso viaje hacia la digitalización", declaró Henriksson.

Un programa de la televisión pública sueca SVT acusó el pasado mes de febrero a Swedbank de haber permitido que medio centenar de clientes realizaran transacciones de hasta 40.000 millones de coronas suecas (3.709 millones de euros) entre 2007 y 2015 hacia cuentas de la filial estonia de Danske Bank.

Como consecuencia de este escándalo, el pasado mes de marzo el consejo de administración de Swedbank despidió a la hasta entonces presidenta y consejera delegada del banco, Birgitte Bonnensen, mientras que unos días después, a principios de abril, Lars Idermark, presidente del consejo de administración de Swedbank, presentó su renuncia al cargo, que ocupaba desde 2016.

El banco más antiguo de Suecia, cuyos orígenes se remontan a 1820, registró un beneficio neto atribuido de 10.606 millones de coronas (983 millones de euros) en los seis primeros meses del año, lo que representa un descenso del 4% respecto de su resultado de la primera mitad de 2018.

Los ingresos de Swedbank entre enero y junio alcanzaron los 22.778 millones de coronas (2.112 millones de euros), un 1,6% por encima del dato del año anterior, con un crecimiento del 4% de los ingresos por intereses netos, mientras que los ingresos por comisiones disminuyeron un 1%.