24 de noviembre de 2016

'Timochenko' defiende que "la palabra debe ser la única arma que utilicen los colombianos"

   BOGOTÁ, 24 Nov. (Notimérica) -

   El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, y el líder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, Rodrigo Londoño, alias 'Timochenko', han firmado este jueves en Bogotá el nuevo acuerdo de paz que pone fin a más de cinco décadas de conflicto armado.

   Un conflicto que ha dejado más de 200.000 muertes, por lo que, en boca del propio jefe guerrillero, "la palabra debe ser la única arma que utilicen los colombianos".

   "Más de siete décadas de violencia, 33 años de diálogos, un lustro de debates en La Hababana, el desencanto del pasado 2 de octubre y un gran esfuerzo por conseguir un consenso mayoritario han llevado finalmente a la firma de este acuerdo", ha celebrado el guerrillero en el acto de la firma.

   Un acuerdo que, según Londoño, cuenta con "el apoyo de la comunidad internacional". "Enriquecimos y modificamos el acuerdo anterior teniendo en cuenta las propuestas de los partidos, sectores de opinión, organizaciones sociales... Así introdujimos importantes y numerosos cambios a los textos antiguos hasta convertirlo en definitivo", ha asegurado 'Timochenko'.

   Londoño ha querido agradecer a la comunidad internacional el apoyo brindado durante todo el proceso: "A Estados Unidos, a la Unión Europea, al Vaticano, a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), a Venezuela y Chile, a Cuba y Noruega, países garantes del proceso, gracias a todos ellos".

   Pero no solo ha agradecido a los distintos países y organizaciones internacionales que participaron en el proceso, sino también a "las organizaciones de mujeres de Colombia, que se manifestaron en diferentes puntos del país para dar a conocer a los países", así como al "movimiento LGTBI (Lesbianas, Gays, Transexuales, Bisexuales e Intersexuales).

   Asi mismo, 'Timochenko' ha mostrado su admiración y solidaridad por los "miles de compatriotas que salieron a las calles para manifestar su condena a la guerra y respaldar el acuerdo".

   Del mismo modo a los estudiantes universitarios que "despertaron una movilizacion nacional en defensa de la solución política y que promovieron un pacto juvenil por la paz".

   También ha ofrecido su agradecimiento y solidaridad a algunos de los sectores más afectados por el conflicto armado como "las comunidades indígenas, campesinas, afrodescendientes o los líderes agrarios".

   Sus reconocimientos no han cesado ahí. El guerrillero también ha querido recordar a las "miles de familias que se unieron a las FARC en las vigilias por la paz, a la ciencia y el arte, a los académicos, a quienes se unieron a las marchas del silencio, a quienes fundaron los campamentos por la paz y a quienes convocaron actos por la paz".

   A todos ellos, "gracias". "Este acuerdo por la paz les pertenece", ha expresado.

   PUEBLO CANSADO 

   Sin embargo, no todo han sido felicitaciones y agradecimientos por parte de 'Timochenko", pues tambíen ha querido recordar los años de sufrimiento que ha vivido el pueblo colombiano.

   "El pueblo de este país esta harto de la violencia, de la interolerancia, de los estigmas y los señalamientos. Colombia quiere cambios de las costumbre políticas, que cese la mentira y la corrupción", ha asegurado momentos antes de señalar el gran anhelo de la sociedad 'cafetera': "Que se ponga fin al uso de las armas en la política".

    Londoño desea que el nuevo acuerdo sea implementado "pronta y eficazmente", ya que con él "no se oponen posiciones ideológicas o políticas, se pone fin de manera definitiva a la guerra".

   En este sentido, ha mostrado su esperanza en que se ponga fin al asesinato de "líderes sindicales, agrarios y populares, de activistas y de opositores de izquierdas", y ha lamentado las continuas "amenazas y hostilidades, las denuncias por violaciones de Derechos Humanos, el desalojo violento de la plaza por la paz en Bolívar y la diligencia ante el asesinado de líderes indígenas."

   "Reiteramos nuestra solidaridad con todas las víctimas de esta guerra y nuestro perdón por las consecuencias de nuestros actros; a nuestros adversarios públicos, nuestros respetos", ha señalado.

   Por último, tras destacar "la importancia que tendría la conformación de un Gobierno de transición cuyo principal propósito sea el cumplimiento del acuerdo de la Habana", ha reiterado su principal mensaje: "Que la palabra sea la única arma que utilicen los colombianos".