18 de noviembre de 2006

Uruguay.- El director de la OMC viaja la próxima semana a Uruguay para relanzar la ronda comercial de Doha

MONTEVIDEO, 18 Nov. (EP/AP) -

El director general de la Organización Mundial de Comercio (OMC), Pascal Lamy, llegará a Uruguay la próxima semana en otro paso destinado relanzar la ronda comercial de Doha que se ha visto rodeada de "incertidumbre" por la falta de resultados, se informó oficialmente ayer.

Lamy visitará Uruguay el 21 y 22 de noviembre no sólo para analizar la situación global del comercio, sino también para conmemorar el vigésimo aniversario del lanzamiento de las negociaciones de la ronda Uruguay del Acuerdo General de Aranceles y Comercio (GATT), donde se adoptaron decisiones "trascendentes para el fortalecimiento del sistema multilateral de comercio".

El director de Integración y Mercosur, Carlos Amorin, brindó ayer a la prensa un informe sobre la presencia de Lamy en las ceremonias organizadas por el Ministerio de Asuntos Exteriores y el Consejo Uruguayo de Relaciones Internacionales.

En las reuniones con Lamy, a la que asistirán invitados especiales y ex negociadores de la Ronda Uruguay, "se recordará la trascendencia de los resultados obtenidos tendientes al fortalecimiento del sistema multilateral de comercio, a la vez que se discutirá en relación a la situación y perspectivas de las negociaciones actuales de la Ronda Doha", cuyo lanzamiento fue en 2001, pero que ha presentado escasos avances.

Se indicó que la visita del jerarca de la OMC, "se produce en un momento crucial para el sistema multilateral de comercio ante la incertidumbre existente respecto a la conclusión de las negociaciones en curso".

"La aspiración más importante es por esta actividad que estamos haciendo, obviamente, el objetivo central es conmemorar el aniversario de la Ronda Uruguay (1986-1994) que fue la que transformó de alguna manera el GATT y fue una nueva organización con nuevas disciplinas y normas internacionales en una cantidad de áreas de comercio que antes no estaban incluidas", dijo Amorin.

Destacó que tras aquella ronda se incorporaron otros temas como los servicios y la propiedad intelectual, que antes no habían tenido cobertura desde el punto de vista comercial.

Hasta la Ronda Uruguay virtualmente se habían dejado de lado la agricultura y parte de los textiles que no tenían regulación internacional en ese momento, dijo Amorin.

Las rondas multilaterales han encontrado escollos difíciles como los subsidios y el proteccionismo sobre sectores sensibles. Amorin admitió que están un "poco complicadas" las actuales negociaciones, pese a las reuniones que se vienen realizando en Ginebra y donde se acordó gestiones a "nivel técnico y no político. Ese es un paso importante".

"La visita de Lamy a Uruguay también puede ser un paso o permitir un llamamiento de un conjunto de personalidades en favor de reforzar el multilateralismo y de reimpulsar esta ronda que estaba muy complicada y quizás ahora haya una pequeña luz", dijo Amorin.