2 de enero de 2019

Venezuela denuncia la "actitud intervencionista" de Pompeo por unir fuerzas con el Gobierno de Bolsonaro

Venezuela denuncia la "actitud intervencionista" de Pompeo por unir fuerzas con el Gobierno de Bolsonaro
REUTERS / RICARDO MORAES

MADRID, 2 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio de Exteriores de Venezuela ha rechazado la "actitud intervencionista" del secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, por la reunión que ha sostenido este miércoles con el Gobierno de Jair Bolsonaro para formar un frente común contra Venezuela, Nicaragua y Cuba, a los que Washington y Brasilia consideran dictaduras.

La Cancillería que dirige Jorge Arreaza ha acusado a Pompeo de ir a América Latina a "emitir órdenes directas a los gobiernos subordinados a Washington con el objetivo de que escalen sus agresiones contra el pueblo de Venezuela en su obsesivo propósito de procurar un cambio de régimen por la fuerza".

"El Gobierno bolivariano denuncia una vez más ante el mundo la descarada y reiterada intromisión de la Administración Trump en los asuntos internos de Venezuela, acompañada de chantajes y presiones a países de la región, en abierta violación de los principios más elementales del Derecho Internacional", ha declarado.

Arreaza ha recordado "a la élite supremacista gobernante en Estados Unidos" que "Venezuela es irrevocablemente libre e independiente", al tiempo que ha exigido "el debido respeto a su soberanía nacional" y "el inmediato levantamiento del inhumano bloqueo económico y de las medidas coercitivas unilaterales contra la economía venezolana".

EJE TRUMP-BOLSONARO

Pompeo ha viajado a Brasil para asistir a la toma de posesión de Jair Bolsonaro, que se celebró el martes en la capital brasileña, y ha aprovechado su estancia en el gigante suramericano para reunirse con el nuevo presidente y su ministro de Exteriores, Ernesto Araujo.

"Hemos hablado de nuestro profundo deseo de devolver la democracia al pueblo venezolano", ha dicho el jefe de la diplomacia estadounidense en declaraciones a la prensa tras reunirse con Araujo en el Palacio de Itamaraty, según informa la Agencia Brasil.

"Hemos hablado sobre Venezuela, Nicaragua y Cuba, lugares donde la gente no puede expresar su opinión. Esas son el tipo de cosas en las que queremos trabajar juntos (...) Tenemos la oportunidad de trabajar juntos contra los regímenes autoritarios", ha apostillado.

El Departamento de Estado ya avanzó que Pompeo viajaría a Brasil con el propósito de unir fuerzas "para apoyar a los pueblos de Cuba, Venezuela y Nicaragua, que están luchando contra regímenes represivos" y para neutralizar el "comercio predador" de China.

Araujo, por su parte, ha indicado que el Gobierno de Bolsonaro pretende "realinear" la política exterior con el voto del pueblo brasileño, enmarcando en este proceso el acercamiento a Estados Unidos. "Estamos en el inicio de una nueva fase que será muy productiva", ha dicho sobre las relaciones bilaterales.

DDHH EN BRASIL

Pompeo ha sido el representante estadounidense en la toma de posesión de Jair Bolsonaro como nuevo presidente de Brasil. Aunque Donald Trump no acudió, fue el primero en felicitar al líder ultraderechista. "¡Estados Unidos está contigo!", escribió en Twitter.

Bolsonaro ha hecho suya gran parte de la agenda de gobierno de Trump. Así, ha vetado de su toma de posesión al venezolano Nicolás Maduro, al nicaragüense Daniel Ortega y al cubano Miguel Díaz-Canel, a quienes considera "dictadores"; se ha mostrado escéptico con alianzas comerciales como MERCOSUR; y ha cuestionado el cambio climático.

Interrogado por la prensa extranjera sobre la situación de los Derechos Humanos en Brasil, Araujo ha contestado que no hay ninguna razón para "temer" por ellos. "Eso es un resquicio de la campaña electoral que por alguna razón ha sobrevivido. El compromiso del nuevo Gobierno con la defensa de los Derechos Humanos es absoluto", ha remachado.