27 de abril de 2007

Venezuela.- La Embajada y el Consulado hacen "todas las gestiones" posibles ante el secuestro del empresario español

MADRID/CARACAS, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Embajada de España en Venezuela y el Consulado español en Caracas están haciendo "todas las gesiones posibles" ante las autoridades venezolanas tras conocerse el secuestro de un empresario de origen gallego en el estado de Cojedes el pasado sábado.

"Estamos muy preocupados por este caso de secuestro y siguiendo de cerca el caso de Nicolás Alberto Cid Souto", afirmaron a Europa Press fuentes diplomáticas españolas sobre el caso de este empresario de 76 años de edad y natural de Orense.

Por su parte, fuentes de la Dirección General de Comunicación Exterior precisaron a Europa Press que la Embajada está en perfecta coordinación con los familiares, y señalaron que la Policía investiga quién está detrás del secuestro, que aún no ha sido reivindicado.

Cid Souto se encuentra desaparecido desde el pasado sábado, cuando cinco hombres vestidos con el uniforme de la Guardia Nacional le secuestraron en una finca de su propiedad en el noroeste de Venezuela.

De momento ya han sido detenidas nueve personas por su presunta relación con el secuestro, siete de ellas de nacionalidad colombiana, según informó la Fiscalía, citada por el diario local 'El Carabobeño'.

Según el diario 'El Universal', el incidente se produjo en el momento en que Cid Souto --que lleva más de 40 años en este país como empresario porcino y avícola-- se encontraba en la finca de La Baranda, de su propiedad.

Nicolás Cid Souto cuenta con una amplia trayectoria como dirigente industrial en Venezuela. Es el fundador del Grupo Souto, que integra marcas como 'Pollo Souto', 'Embutidos Italvenca', 'Precocidos Benaves', 'Cerdos Al Frío' y 'Granja Monte Alegre'.

La familia Souto reside en Valencia (Estado de Carabobo) y ésta es la segunda vez que un miembro del grupo familiar sufre un secuestro. Anteriormente había sido secuestrada una hija del empresario, por cuya liberación pagaron una gran cantidad en concepto de rescate.