29 de noviembre de 2006

Venezuela.- Una empresa checa ofrecerá a Venezuela un nuevo avión caza "desamericanizado" para sortear el veto de EEUU

MADRID, 29 Nov. (EUROPA PRESS) -

La compañía checa Aero Vodochody tiene previsto ofrecer al Gobierno venezolano una versión "desamericanizada" de su reactor de enseñanza L-159, con aviónica francesa y motor ucraniano, para sortear de ese modo el veto de la Administración Bush a la operación comercial.

Según una información publicada por la Revista de Aeronáutica y Astronáutica, la compañía aeronáutica ha optado por modificar su versión de caza de instrucción para poder venderlo a Venezuela y las negociaciones para cerrar la operación están pendientes del visto bueno del Gobierno checo, que aún no ha manifestado si autoriza o no la transferencia.

El caza de instrucción L-159 Albatros es un reactor monomotor y monoplaza para formación de pilotos de combate en misiones de reconocimiento y ataques aire-aire y aire-tierra. Esta aeronave cumple los estándares requeridos por la normativa OTAN y presta servicio actualmente en la Fuerza Aérea checa.

Estados Unidos consiguió este mismo año frustrar la compra por parte del Ministerio de Defensa venezolano de doce aviones de transporte C-295, fabricados por EADS-CASA, por un importe de 500 millones de euros. Con anterioridad, la Administración Bush también negó a la industria israelí la autorización para modernizar los cazas F-16 que posee la Fuerza Aérea venezolana.

Tras ver eliminadas sus opciones para actualizar los F-16, el Gobierno que preside Hugo Chávez decidió sustituir su flota de cazas americanos por 30 reactores de combate rusos Sukhoi-30. Además, adquirió por medio de esa misma operación 53 helicópteros de fabricación rusa.