30 de enero de 2015

Venezuela sostiene que la fuerza letal contra manifestantes muestra "un profundo respeto a la vida"

CARACAS, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El ministro de Defensa de Venezuela, Vladimir Padrino López, ha sostenido que la resolución que autoriza el uso de fuerza letal contra manifestantes muestra "un profundo respeto a la vida" y ha acusado a la oposición de "descontextualizar".

   "Hay quienes se han dedicado a extraer y descontextualizar ese documento hermosísimo, de profundo respeto a los Derechos Humanos, a la vida, y a los manifestantes incluso", ha dicho durante un acto militar, según informa Noticias 24.

   Padrino López ha explicado que, "dados los hechos de violencia que se registraron a principio del año pasado", consideró necesario "revisar de una vez por todas el papel de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB)".

   El titular de Defensa ha abogado por "desaparecer la frontera entre la FANB y el pueblo" en medio de "una ofensiva que ha tratado de poner en zozobra a Venezuela". "Los problemas son para resolverlos, para crecernos en ellos", ha argumentado.

   Así, ha advertido de que "sería muy malo que alguien irrumpiera contra la paz nacional". "Qué peligroso sería que la paz nacional se quebrantara", ha insistido, subrayando que "todos tenemos que ser activistas por la paz".

Relacionadas

POLÉMICA MEDIDA

   El Ministerio de Defensa publicó el miércoles una resolución en la que establece un nuevo modelo de control público que contempla "el uso de fuerza potencialmente mortal, bien con armas de fuego o con otra arma potencialmente mortal" para "evitar los desórdenes, apoyar a la autoridad legítimamente constituida y rechazar toda agresión".

   "La MUD exige la nulidad absoluta de esta resolución con la que el Ministro de Defensa declaró formalmente la legalización de la pena de muerte en Venezuela a manos de los cuerpos de seguridad del Estado, sin juicio, violando la Constitución", ha dicho su encargada de Derechos Humanos, Delsa Solórzano, en una rueda de prensa.

   Solórzano ha argumentado que la Constitución venezolana establece en su artículo 68 que "los venezolanos tienen derecho a manifestarse" y prohíbe expresamente el uso de armas de fuego y de sustancias tóxicas para controlar las reuniones públicas.

   "También dice nuestra Constitución que es la ley la que regula, no resoluciones y no ministros, la actuación de los cuerpos policiales y de seguridad en el control del orden público", ha indicado, en declaraciones recogidas por 'El Diario de Caracas'.

   Con todo ello, ha adelantado que el próximo lunes la MUD solicitará al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) que anule esta resolución y que, en caso de que no lo haga, recurrirá a instancias internacionales como la Organización de Estados Americanos (OEA) y la ONU.