1 de julio de 2011

El jefe del Ejército dice que la Constitución está garantizada y anuncia el "pronto" regreso de Chávez

CARACAS, 1 Jul. (Reuters/EP) -

El jefe del Ejército venezolano, general Henry Rangel Silva, ha asegurado este viernes que no hay ninguna amenaza al orden constitucional del país tras el anuncio del presidente Hugo Chávez de que ha sido operado de un tumor cancerígeno y ha asegurado que esté se recupera "satisfactoriamente" y regresará "pronto" al país desde Cuba, donde se encuentra.

"Hemos visto a nuestro comandante más delgado de que costumbre pero todavía en pie. La verdad es que se está poniendo mejor, está bien", ha declarado a la televisión venezolana, subrayando que Chávez sigue dirigiendo al Gobierno. "El país está tranquilo", ha agregado.

El general ha destacado que el país se encuentra "en un nivel de madurez en lo que es el desarrollo del aparato del gobierno que ya nos permite actuar con más decisión y asertividad en la resolución de los problemas que tenemos", según recoge el diario 'El Universal'.

En este sentido, ha asegurado que "haremos el trabajo" y "lo mantendremos informado" puesto que el mandatario "está pendiente de todo lo que pasa, está preguntando y verificando las cosas, ha estado muy activo", desde La Habana, donde se encuentra desde el mes pasado.

Asimismo, ha tranquilizado al presidente asegurando que "hay cosas que podemos manejar y que no debe estar cargado de problemas". Chávez debe estar "con el pensamiento claro, fortaleza espiritual e ideas firmes para tomar las grandes decisiones de nuestro país", ha remachado.

En un breve discurso emitido anoche por la televisión venezolana desde La Habana, Chávez anunció que tiene cáncer y que ha tenido que someterse a una segunda operación para extraer las células cancerígenas.

El mandatario explicó que después de la operación a la que se sometió el pasado 11 de junio, "fueron apareciendo una sospecha de otras formaciones no detectadas hasta entonces". Se trataba de "un tumor con presencia de células cancerígenas", que se le extrajo en una segunda intervención, cuya fecha no ha facilitado.

Según explicó, el ex presidente cubano Fidel Castro fue quien le comunicó la noticia y ahora está siguiendo varios "tratamientos complementarios" para "combatir los diversos tipos de células (cancerígenas) encontradas". "He continuado evolucionando satisfactoriamente", indicó.