30 de mayo de 2016

Margallo dice que la situación de Venezuela es "muy complicada" y que acabará el año con un 720% de inflación

Margallo dice que la situación de Venezuela es "muy complicada" y que acabará el año con un 720% de inflación
EUROPA PRESS

ALICANTE, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación en funciones, José Manuel García-Margallo, ha afirmado que la situación económica en Venezuela es "muy complicada" y ha recordado que, según el FMI, la inflación llegará al 720 por ciento y el año que viene podría pasar del 1.600 por ciento. "España está dispuesta a participar en un esfuerzo internacional para aliviar esa situación", ha recalcado.

Así, a preguntas de los periodistas este lunes en una comparecencia tras participar en la primera Conferencia Internacional de Diplomacia Preventiva del Mediterráneo, que se celebra hasta mañana en Casa Mediterráneo, en Alicante, ha destacado que España tiene en Venezuela la segunda colonia más numerosa en el exterior y que sufre las mismas consecuencias de la crisis que el resto de ciudadanos.

Ha cifrado el grado de desabastecimiento en un 82 por ciento "de la canasta básica" y que la situación sanitaria es la de "un país en guerra", por lo que se busca favorecer un diálogo entre gobierno y oposición que permita "la reconciliación nacional" y "el desbloqueo de la situación política" para hacer frente a la crisis económica y social.

En ese sentido, ha enmarcado el regreso del embajador español retirado "por algunas expresiones verbales del presidente Maduro" y se está estudiando "reforzar nuestro personal exterior en Caracas". Además, ha afirmado seguir "con especial atención" los trabajos de los expresidentes que median "bajo el amparo de UNASUR", entre los que está José Luis Rodríguez Zapatero.

Ha anunciado que el día 2, en Casa América, se celebrará una reunión a la que asistirá "también el expresidente Felipe González, para analizar lo que está pasando en Venezuela".

García-Margallo ha insistido en que la deuda acumulada es de 4.000 millones de dólares y que "no hay perspectivas" de que se puedan "cobrar a corto plazo, dada la carestía de dinero en el país".

Por ello, ha indicado que el Gobierno está "para ayudar" a las empresas españolas, pero que en cualquier caso "de continuar haciendo operaciones" en Venezuela "correponde a ellos".

SANCIONES A RUSIA

Asimismo, cuestionado por el final del plazo, el próximo 31 de julio, de las sanciones establecidas por la Unión Europea contra Rusia, el ministro de exteriores ha asegurado que España es un "socio fiable" y ha estimado que el fin de las sanciones dependerá del cumplimiento de los acuerdos de Minsk.

En ese sentido, ha dicho que se viola el alto el fuego, los monitores no tienen acceso a todo el territorio, la retirada de armas pesadas "no es total", así como que está pendiente la reforma constitucional ucraniana y la celebración de elecciones en el Este del país y el otorgamiento de un estatus especial a Donetsk y Lubansk.

En base a todo ello, ha seguido Margallo, se tomará una decisión. No obstante, ha dicho que España es "partidaria de intensificar el diálogo con todas las partes, incluida Rusia".

Finalmente, ha rechazado la anexión de Crimea porque fue fruto de una "operación unilateral" que es contraria "al derecho internacional". Así, ha recordado que España logró, como presidenta del Consejo de Seguridad en octubre, que se aprobara que el principio de integridad territorial era el "principio básico para mantener la paz y la estabilidad internacionales".

REFUGIADOS

Por otra parte, preguntado por la situación de los refugiados, José Manuel García-Margallo ha anunciado que ya han llegado 60 refugiados reubicados y que entre hoy y el 1 de junio llegarán otros 64 refugiados desde Grecia.

En total, este año se acogerán a 201 reubicados. En total, España prevé asumir, en dos años, a 15.800 reubicados; mientras que prevé el resasentamiento, personas fuera de territorio de la Unión Europea, de 1.449 personas.

Con todo, ha explicado que la problemática reside en las dificultades del procedimiento en los centros de acogida de Grecia e Italia que "tienen que identificar y registrar a las personas que buscan derecho de asilo y si tienen derecho o no". Así, ha señalado que de está "funcionando mal" porque de los 11 centros solo 2 están en marcha.

España ha ofrecido 59 funcionarios a Frontex para que se acelere el proceso, porque la UE está siendo "lenta" en la respuesta y "no siendo todo lo generosa que se debería esperar". Como ejemplo, ha hablado de que el Líbano da acogida a un contingente sirio que es el 25% a su población con una quinta parte de la renta per cápita de la UE.

Ha reclamado una agencia europea del refugiado que ofrezca una "política de asilo europea" ya que las respuestas nacionales son "poco coordinadas, poco satisfactorias y poco sincronizadas, en esto como en otras muchas cosas, lo que se necesita es más europa".