19 de mayo de 2014

MUD presenta a UNASUR sus exigencias para retomar el diálogo

MUD presenta a UNASUR sus exigencias para retomar el diálogo
REUTERS

CARACAS, 19 May. (EUROPA PRESS) -

   La formación opositora venezolana Mesa de Unidad Democrática (MUD) ha presentado este domingo ante la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR) sus exigencias para retomar el diálogo con el Gobierno y ha resaltado que todas ellas se encuentran contempladas por la Constitución del país.

   "Los puntos son muy sencillos. Uno no dialoga solo por conversar, esto no es una tertulia. El país tiene problemas muy serios y el Gobierno está más pendiente de las cuestiones internas en el oficialismo que de la situación del país", ha dicho el secretario ejecutivo de la MUD, Ramón Guillermo Aveledo.

   "Con responsabilidad ante el país hemos dado el paso de dialogar, pero este diálogo no es una peña, no es como dice el Ejecutivo que no es para pactar ni negociar, ¿para qué es entonces, sólo para conversar?", se ha preguntado.

   "Queremos que se cumpla la Constitución en cada uno de los puntos que hemos planteado. No estamos pidiendo nada extraordinario, nada estamos pidiendo fuera de la Constitución", ha resaltado, según ha informado el diario venezolano 'El Universal'.

   Aveledo ha afirmado que no se puede hablar de una fecha para la reanudación del diálogo hasta que el Gobierno no se pronuncie sobre sus exigencias. "Hemos acudido al diálogo por razones de seriedad, por eso hemos dicho que está congelado", ha apuntado.

   "Ellos (los cancilleres de UNASUR) hablarán con el Gobierno y le explicarán nuestros puntos de vista, veremos cuál es la actitud que el Gobierno tiene. El diálogo es necesario por la situación que el país vive", ha argumentado.

   Entre estas exigencias figuran la entrega de informes sobre el estado actual de los detenidos durante las protestas y la redacción de un documento sobre las violaciones de los Derechos Humanos presuntamente cometidas durante la represión de las mismas.

   Asimismo, entre ellas están el establecimiento de la Comisión de la Verdad, la elección de una Comisión Nacional Electoral (CNE) imparcial y la revisión de los casos de presos y exiliados políticos.

   "Hace falta una Comisión de la Verdad real, de la verdad verdadera. Un asunto como ese (acusaciones del Gobierno a la oposición sobre su presunta participación en un golpe de Estado) no puede ser analizado por el presidente de la Asamblea Nacional", ha dicho Aveledo. "Proponemos que la comisión sea imparcial y que estemos de acuerdo todos en sus atribuciones y competencias", ha argüido.

   Por último, la última exigencia es la participación de los estudiantes en el diálogo. "Desde el primer día, el 10 de abril, planteamos que los estudiantes se representan a sí mismos y aprovechamos para pedir al Gobierno que los recibiera, que los escuche, eso todavía no ha ocurrido ¿Eso ha ayudado a que la protesta se termine?", ha cuestionado.

LA CRISIS POLÍTICA

   La crisis política en Venezuela estalló el pasado 12 de febrero, cuando arrancaron las protestas antigubernamentales y la represión de las mismas por parte de las fuerzas de seguridad y de civiles armados, que ya ha dejado 41 muertos, 813 heridos y cientos de detenidos.

   Desde entonces, opositores y oficialistas han marchado a diario para repudiar las acciones del contrario y llamar a un diálogo que aún no se ha producido porque la oposición exige antes la liberación de los detenidos, el desarme de los grupos pro gubernamentales y el fin de la represión.

   La inestabilidad de Venezuela ha llevado a sus vecinos regionales a reunirse para buscar una solución. La Organización de Estados Americanos (OEA) se ha limitado a hacer un llamamiento al diálogo, a pesar de que Panamá había solicitado medidas efectivas, lo que ha llevado a Venezuela a romper las relaciones bilaterales.

   UNASUR fue un paso más allá y, aunque expresó su respaldo a Maduro, creó una comisión de ministros de Exteriores que ha conseguido sentar a la mesa de negociaciones a Gobierno y oposición.

Para leer más