1 de febrero de 2010

Venezuela.- El presidente de RCTV asegura que está en contra de un golpe militar pese a las acusaciones del Gobierno

CARACAS, 1 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de RCTV Internacional, Miguel Ángel Rodríguez, aseguró este lunes que no apoya los golpes militares, después de que la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (CONATEL) decidiera emprender acciones judiciales contra el periodista por una entrevista con el presidente de la organización de Fedecámaras, Noél Álvarez, donde éste aseguraba que "la salida para Venezuela es militar".

"Estoy en contra de un golpe militar, que es en lo que me quieren inmiscuir", dijo Rodríguez en una entrevista concedida a la cadena Globovisión donde rechazó las acusaciones del director de CONATEL, Diosdado Cabello.

El periodista negó que estuviera detrás de una conspiración para derrocar al Gobierno y rechazó ser autor de los delitos de rebelión, contra la seguridad nacional, de instigación a delinquir e incitación a la insurrección militar que le imputa en una causa penal el organismo regulador. "Yo me veo en el espejo y digo: Osama bin Laden. O sea, ¿quién es este? ¿este tipo es tan peligroso así?", dijo irónicamente.

Rodríguez recordó que durante la entrevista realizada en su programa el presidente del sindicato de informadores instó al estamento militar a sumarse a un movimiento cívico en contra del mandatario venezolano, Hugo Chávez, tras el cierre de seis canales de televisión el pasado 24 de enero.

"Lo que estábamos haciendo es abiertamente una convocatoria a la participación", dijo el informador, al tiempo que suscribió las palabras de Álvarez y animó a la población militar a respaldar "causas ciudadanas, pacíficas y constitucionales" porque le parece "una idea genial".

Asimismo, el presidente de RCTV señaló que organismos estatales han pedido información sobre otros ejecutivos del canal para estudiar su implicación en actuaciones similares. Sin embargo, el informador expresó su total confianza en la integridad del equipo del Canal de Quinta Crespo, asegurando que "nosotros ni antes ni hoy ni mañana, estaremos de acuerdo con los golpes militares".