24 de noviembre de 2013

Revelan un plan de 'paras' colombianos para atentar en Venezuela

Revelan un plan de 'paras' colombianos para atentar en Venezuela
REUTERS

CARACAS, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

   El ex vicepresidente venezolano José Vicente Rangel ha denunciado este domingo que paramilitares colombianos planean atentar en el país contra el ministro de Interior y Justicia, Miguel Rodríguez Torres, y el gobernador del estado de Táchira, José Gregorio Vielma Mora.

   En su programa dominical, ha indicado que dicho plan sería ejecutado por las bandas criminales Los Urabeños y Los Rastrojos, formadas por ex paramilitares ahora dedicados, principalmente, al narcotráfico.

   Rangel ha detallado que el ex jefe paramilitar y capo de la droga colombiano Cipriam Manuel Palencia estaría al mando. "Prácticamente controla el departamento Norte de Santander y desarrolla una intensa actividad en la frontera venezolana", ha dicho.

   No es la primera vez que el ex 'número dos' advierte de planes extranjeros para desestabilizar Venezuela. Hace meses, ya señaló a políticos colombianos y estadounidenses como cerebros de un eventual golpe de Estado contra Nicolás Maduro.

   En esta ocasión, también ha alertado de la infiltración del cártel mexicano Los Zetas en Venezuela, Colombia, Ecuador y Perú. "En Venezuela se estarían instalando en barrios de Maracaibo, en el estado de Zulia", ha concretado.

   Debido a la presión que las autoridades mexicanas están ejerciendo, en parte gracias a la ayuda estadounidense, las organizaciones criminales, incluidos los cárteles, se han desplazado hacia otras zonas de la región, siendo Centroamérica el destino preferido.

"GUERRA ECONÓMICA"

   Asimismo, ha denunciado un "contrabando de extracción" con el que "grupos económicos" tanto colombianos como venezolanos estarían sacando productos de Venezuela para introducirlos en Colombia, según ha informado la agencia de noticias oficial AVN.

   Rangel ha mostrado unas fotografías en las que se ven bidones de 200 litros en los que estarían sacando el combustible desde la ciudad venezolana de Sinamaica, en el estado de Zulia, hacia territorio colombiano.

   "Por ejemplo, el municipio colombiano de Maicao es un inmenso centro de acopio con grandes galpones donde se puede encontrar una gran variedad de bienes de todo tipo provenientes de Venezuela. Así se desangra nuestro país", ha señalado.

   Estas acciones se enmarcarían en la "guerra económica" que, según sostiene el Gobierno de Maduro, ha lanzado la oposición, en connivencia con países extranjeros, para desatar el caos en Venezuela y forzar nuevas elecciones presidenciales.

CASO SIMONOVIS

   Por otro lado, el que fuera vicepresidente de Hugo Chávez durante el intento del golpe de Estado de 2002 ha instado al Gobierno a amnistiar a Iván Simonovis, condenado a 30 años de cárcel por la violencia de entonces.

   "Insisto en la solución del caso Simonovis. Lleva ya más de diez años preso --muy pocos en el país llevan tanto tiempo-- y, además, está muy delicado de salud", ha recordado.

   Rangel ha destacado que "este no es un Gobierno represor, sino todo lo contrario: tiene un profundo sentido humanitario". "¿Qué impide una medida de gracia?", ha cuestionado. "No entiendo lo que pasa", ha zanjado.

   Recientemente, Simonovis ha sido operado de urgencia por una peritonitis con gangrena vesicular, una de las 19 enfermedades que padece, por lo que su familia ha solicitado el indulto humanitario, que ha sido rechazado por la justicia venezolana.

   Cuando Maduro todavía era vicepresidente de Chávez subrayó que "no puede haber impunidad para los responsables de los crímenes del golpe de Estado". "La ley debe aplicarse con todo su peso sobre esos criminales", sostuvo.