26 de marzo de 2007

Argentina.- Despiden a dos médicos por probar medicamentos en pacientes sin autorización y cobrar por ello 30.000 euros

BUENOS AIRES, 26 Mar. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) -

El instituto argentino se servicios sociales para jubilados, PAMI, informó hoy que ha despedido a dos médicos de la ciudad de Rosario, situada a 200 kilómetros de Buenos Aires, por haber cobrado 40.000 dólares (casi 30.000 euros) por probar un medicamento en pacientes sin tener autorización para ello.

Gabriela Ocaña, directora del organismo, explicó a los medios de comunicación que los profesionales despedidos utilizaban "toda la infraestructura hospitalaria y los pacientes del hospital para hacer estas pruebas cobrando 40.000 dólares".

La funcionaria explicó que los dos médicos trabajan en un sanatorio de la ciudad de Rosario y que cobraron el dinero de un laboratorio extranjero para probar un medicamento sin haber sido autorizados por el PAMI.

Según explicó, tuvo conocimiento de estos hechos a través de un mensaje "anónimo", y precisó que era una práctica que se llevaba a cabo en un policlínico de Rosario que "depende del PAMI, sin autorización de las autoridades de Buenos Aires y simplemente creando un comité al solo efecto de probar esos medicamentos".

Ocaña indicó que los dos médicos fueron despedidos y que además se ha elevado una denuncia ante la Justicia Federal. Precisó también que "el director del policlínico sabía y era parte" de la prueba para probar un medicamente dedicado a combatir infecciones hospitalarias.

La titular del PAMI admitió que "no hay una regulación en la Argentina que establezca cómo realizar estas pruebas" de medicamentos en pacientes, aunque indicó que el "organismo que controla es la Anmat", el ente oficial que regula la venta de medicamentos en el país sudamericano.

La funcionaria sostuvo que los médicos despedidos "cobraron 40.000 dólares para conseguir las pruebas y hacer que el laboratorio tenga la cantidad de casos" sobre la aplicación del medicamento, que es un "antibiótico que se utiliza para infección intrahospitalaria".