28 de septiembre de 2007

Argentina.- Secuestran durante tres horas a una testigo de un juicio contra represores de la dictadura

BUENOS AIRES, 28 Sep. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) - .

Una mujer que declaró como testigo en el llamado "juicio por la verdad" que se realiza en La Plata, a 50 kilómetros de Buenos Aires, denunció haber sido secuestrada ayer en el centro de esa ciudad y liberada después de tres horas tras haber sido golpeada.

Felisa Marilaf, que es la esposa del dirigente del gremio gráfico Hugo Iglesias, desaparecido en 1977, durante la dictadura militar (1976-1983), ayer fue secuestrada pese a tener protección de la Policía Federal.

Marilaf dijo que los hombres que la secuestraron la interrogaron, la amenazaron con quemarla viva, le pidieron que deje de declarar en los juicios y le pidieron papeles sobre el ex represor Miguel Etchecolatz, informa hoy el diario 'La Nación'.

Felisa Marilaf es una superviviente del centro clandestino de detención conocido como La Cancha y declaró en varias ocasiones en el "juicio por la verdad" que se desarrolla en La Plata y que investiga el funcionamiento de los centros clandestinos de detención. "Estoy destruida; no tengo más fuerzas", dijo Marilaf y explicó que "el escolta de la policía estaba a unos metros, pero era un chico nuevo, del que yo desconfiaba un poco porque no lo conocía".

Este caso se suma al del testigo Julio López, desparecido desde hace un año tras haber declarado en el juicio contra el citado Ethecolatz, jefe de inteligencia de la policía de la provincia de Buenos Aires durante la dictadura militar.

López desapareció cerca de su casa, en el barrio de Los Hornos, en las inmediaciones de La Plata, cuando estaba a punto de finalizar el juicio contra Etchecolatz, finalmente condenado a prisión perpetua por delitos de lesa humanidad.