16 de octubre de 2007

Bolivia/Venezuela.- El ex presidente boliviano, Jorge Quiroga, llama cobarde a Chávez

LA PAZ, 16 Oct. (EP/AP) -

El ex presidente boliviano, Jorge Quiroga, llamó hoy cobarde al presidente de venezuela, Hugo Chávez, cuando salió al paso de las declaraciones del mandatario venezolano de que no se quedará "de brazos cruzados" si la oligarquía boliviana derrota al presidente de ese país, Evo Morales.

"Si quiere hacer amenazas, venga usted por delante", le dijo el lunes Quiroga a Chávez, y aseguró que el actual mandatario venezolano "se rindió y cambió la causa por una cámara de televisión", mientras camaradas suyos "entregaban la vida" en el golpe que protagonizó el líder de la llamada revolución bolivariana en 1992 contra el entonces presidente, Carlos Andrés Pérez.

En una rueda de prensa, el ex presidente boliviano (2001-2002) también recordó que el propio Chávez le confesó que "lo único que quería era irse a Cuba y salvar la vida" tras el golpe en el que intentaron derrocarlo en 2002. "No fue el Salvador Allende (ex presidente de Chile) que se quedó en el Palacio de Gobierno a entregar la vida por la causa", dijo.

En 2002, el Gobierno boliviano encabezado en ese momento por Quiroga, fue uno de los primeros en condenar el golpe de estado contra Chávez. Pero Quiroga salió criticó los comentarios en su contra que lanzó Chávez ayer en su programa 'Aló Presidente', desde Cuba.

El ex mandatario, líder del principal partido de oposición Podemos, de tendencia conservadora, es el mayor crítico de la relación de Chávez con Morales. Quiroga estuvo el fin de semana en Venezuela, invitado por un partido opositor, y allí acusó al dirigente venezolano de "financiar" convulsiones en la región y de ejercer un "tutelaje" sobre el Gobierno boliviano.

Chávez respondió que su Gobierno no tenía la intención de apresarlo cuando el político boliviano visitó Caracas el fin de semana porque "águila no caza moscas". A lo que Quiroga replicó que en Bolivia no hay oligarquías como las vio en Venezuela, "donde hay mucho chavista con traje italiano de miles de dólares y reloj suizo, mientras el pobre pueblo venezolano no tiene empleo".