2 de abril de 2007

Brasil.- 'Lula' tilda de "acto muy grave e irresponsable" la huelga de controladores aéreos en 67 aeropuertos de Brasil

SAO PAULO, 2 Abr. (EUROPA PRESS) -

De "acto muy grave e irresponsable" tildó este lunes el presidente de Brasil, Luiz Inácio 'Lula' da Silva, la huelga de controladores aéreos que se realizó el pasado viernes 30 de marzo por la noche y que se prolongó durante cinco horas, tiempo durante el cual se produjo la paralización del espacio aéreo brasileño.

"Yo creo que es muy grave lo que sucedió. Creo que es grave y considero que es una irresponsabilidad de las personas que tienen funciones esenciales y delicadas, porque esto afecta a miles de pasajeros que están sobrevolando el territorio nacional", afirmó el presidente en relación al motín de los controladores aéreos, en su programa radiofónico 'Café con el presidente'.

Según INFRAERO, empresa que administra los aeropuertos, la huelga afectó a los 67 aeródromos. Por su parte, la Agencia Nacional de Aviación Civil (ANAC), estimó que se vieron perjudicadas unas 18.000 personas cuyos embarques fueron retrasados, según informa el diario brasileño 'La Fohla de Sao Paulo'.

"Voy a tener una conversación con quien sea necesario conversar para que podamos encontrar una solución definitiva. A final de cuentas, hombres y mujeres brasileños necesitan tener tranquilidad de viajar y nos podemos seguir viendo en la televisión todos los días a millares de personas sufriendo" en los aeropuertos, dijo 'Lula'.

El gobernante brasileño afirmó que este lunes mantendrá una reunión con el comandante de Aeronáutica, Juniti Saito, y con el ministro de Defensa, Waldir Pires, para buscar una solución "definitiva" para el sector.

Mañana martes, el Gobierno mantendrá una reunión con representantes de los controladores para debatir el proceso de desmilitarización del sector, aumento salariales, revisar el sistema de promoción interna, alterar el estatus militar a otro civil de por lo menos algunos controladores y cancelar todas las transferencias realizadas en los últimos seis meses.

Los controladores aéreos se pusieron en huelga el pasado viernes y provocaron la cancelación de cientos de vuelos y una situación de caos en todo el país. Esa misma noche se celebró una reunión de emergencia en el palacio de Gobierno, coincidiendo con el viaje de 'Lula' a Estados Unidos, donde se dirigió para mantener una reunión con su homólogo George W. Bush. Cuando la autoridades aceptaron las peticiones de los manifestantes, los controladores aéreos dieron por terminado su paro.

"Es importante recordar que, cuando yo era dirigente sindical, algunas empresas entraban en huelga, (pero) el sector considerado esencial en la empresa acordábamos con el dueño de la empresa que aquel sector no se pararía, por una cuestión de responsabilidad", expuso el mandatario.

"Si las personas quieren discutir salario, vamos a discutirlo, pero no vamos a perjudicar al ser humano. Si quieren perjudicar al Gobierno que perjudiquen, pero no perjudiquen a la sociedad", concluyó el presidente.