31 de julio de 2012

Chile.- Los enfrentamientos entre carabineros y mapuches en La Araucanía se saldan con once detenidos

SANTIAGO, 31 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un total de once personas han sido detenidas en el marco de los enfrentamientos que se han producido este lunes entre los carabineros y los mapuches de la región de La Araucanía, ubicada en el centro de Chile, según han informado las autoridades locales.

Los enfrentamientos se han desatado alrededor de las 8.00 horas del lunes (14.00 horas en España), cuando decenas de mapuches han bloqueado la Ruta 5 con neumáticos incendiados para exigir al Gobierno una mejora de los caminos de la región.

Poco después, las fuerzas especiales de Carabineros se han desplazado hasta el lugar y han intentado levantar las barricadas incendiadas. Los mapuches han tratado de impedirlo, por lo que los uniformados han lanzado chorros de agua para dispersarles.

Como consecuencia de ello, uno de los manifestantes, identificado como Feliciano Huiaquinao Huaiquimil, de 68 años de edad, ha caído al suelo y se ha golpeado la cabeza, por lo que ha tenido que ser operado de urgencia en el Hospital de Temuco, capital regional, de acuerdo con el diario 'La Tercera'.

Ésta es la última de una serie de protestas que se han llevado a cabo en esta semana para exigir al Gobierno de Sebastián Piñera que cumpla las promesas que La Moneda lleva haciendo una década y pavimente los caminos de la región, básicos para la supervivencia de la comunidad mapuche.

"La situación de los caminos es crítica", ha dicho el alcalde de Padre Las Casas, Juan Eduardo Delgado. "En nuestra comuna hemos creado con mucho esfuerzo un departamento de caminos, pero hay 950 kilómetros rurales y nuestros recursos no nos alcanzan, necesitamos la ayuda de Obras Públicas", ha explicado.

El pasado jueves, dos niños resultaron heridos por los enfrentamientos que se desataron cuando Carabineros intentó desalojar la finca La Romana, ubicada en el municipio de Ercilla, donde los mapuches llevaban semanas asentados en demanda de una solución al problema de los caminos.

Según un representante de los indígenas, Fernanda Marillán, de 12 años de edad, recibió varios perdigones en la espalda y en las piernas, y Jacinto Marín, de 17, recibió ocho en la sien izquierda, por lo que ha tenido que ser operado.

Entonces, el Secretario Regional Ministerial (seremi), Mauricio Ojeda, responsabilizó a los padres de los menores de edad de los incidentes, considerando que debían haber evitado que sus hijos fueron utilizados como "escudos humanos".

En este contexto, el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha emitido un comunicado para condenar "todo acto de violencia que amenace o ponga en peligro la estabilidad física o emocional de los niños y los adolescentes".