28 de noviembre de 2007

Chile.- Madrid ofrece 50.000 euros a bomberos voluntarios de Chile para que realicen su trabajo en mejores condiciones

MADRID, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid ha firmado con los bomberos voluntarios de Chile un convenio por valor de 50.000 euros con el que el Gobierno regional ayudará a que estos profesionales puedan hacer su trabajo en mejores condiciones.

En un acto celebrado en la Plaza de Armas de Santiago de Chile, el consejero de Presidencia e Interior, Francisco Granados, entregó a los bomberos una dotación compuesta por tres autobombas y material de salvamento diverso. Este equipamiento constituye una donación procedente del Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid a los profesionales voluntarios que integran la Confederación de Bombas Españolas de Chile (CONBECH).

Según informó hoy la Administración regional, esta organización de bomberos fue creada de manera voluntaria por emigrantes españoles en este país y en la actualidad forman parte de ella 700 voluntarios descendientes de aquellos fundadores.

El material entregado hoy se compone de tres camiones de bomberos, 30 botas de vigilancia, 493 botas forestales, 115 botas de bombero, 175 polos, 150 gorras, 50 dispositivos para móviles, 435 chaquetas y 298 pantalones. Hasta el momento, la Comunidad de Madrid ha entregado a los bomberos voluntarios de Chile dos autobombas, cuatro todoterrenos, 800 trajes de intervención, equipos respiratorios, 451 máscaras de protección respiratoria y trajes de protección NBQ.

AYUDA DIRECTA.

A esta dotación se une el convenio firmado anoche por el cual se establece una ayuda directa a las Bombas Españolas en Chile de 50.000 euros y la puesta en marcha de un plan de formación para estos voluntarios que será realizado mediante el intercambio de experiencias entre bomberos madrileños y chilenos.

Este acuerdo, ratificado por Granados, y el presidente de la CONBECH, Andrés Salinas, en el Estadio Español de Santiago de Chile, fomentará el avance en materia de prevención y extinción de incendios.

Además, plantea el desarrollo de un programa de trabajo conjunto que incluirá el intercambio de estudios de las distintas normativas de aplicación en materia de prevención, actividades formativas recíprocas, procedimiento operativo de intervención, nuevas tecnologías en sistemas de comunicaciones y aplicaciones informáticas así como la puesta en común de conocimientos e innovaciones en el campo de materiales, vehículos y equipos de intervención, calendario de actuaciones y estructuras organizativas y recursos humanos.

También se realizará una valoración económica de las actuaciones que se consideren necesarias desarrollar en el futuro para conseguir los objetivos de este convenio. Para ello se constituirá un Comité Técnico integrado por cuatro miembros, dos en representación de la Comunidad de Madrid y dos de la Confederación de Bombas Españolas de Chile. Su función será la de impulsar la confección del programa de trabajo y programar las actividades a realizar.

COMPAÑÍAS ESPAÑOLAS EN LA CONBECH.

La CONBECH se puso en marcha el día 14 de abril de 2002 con la finalidad de reunir en un solo cuerpo la labor del servicio de bomberos de todas las compañías integrantes, entre las que se incluyen 13 de origen español, y constituye parte básica del servicio de extinción de incendios en la República de Chile.

Este servicio se presta principalmente a través de entidades sin ánimo de lucro, que promueven la formación de equipos de bomberos voluntarios, agrupados por las nacionalidades de sus fundadores. Aunque estas organizaciones reciben algunas ayudas públicas, básicamente se mantienen con las aportaciones de sus socios y la organización de actividades tipo sorteos y certámenes, entre otras iniciativas.

Durante el acto de entrega, el consejero destacó la importancia de las personas que voluntariamente prestan sus servicios para mejorar la calidad de vida de sus vecinos y mostró su deseo de que el dispositivo donado por el Gobierno regional sirva como símbolo para alcanzar una toma colectiva del servicio al ciudadano.