10 de junio de 2014

CINCO FALSAS CREENCIAS SOBRE EL ALCOHOLISMO

CINCO FALSAS CREENCIAS SOBRE EL ALCOHOLISMO
GETTY/RUNZELKORN

NUEVA YORK, 10 Jun. (Notimérica/EP) -

A menudo, el desconocimiento impide a las personas afrontar los problemas. En el caso del alcoholismo, además del estigma social que todavía conlleva reconocerse como alcohólico, hay falsas creencias que no ayudan a comprender este problema y por tanto, a buscar la ayuda correcta para la recuperación.

1) EL ALCOHOLISMO ES UN VICIO:

La Organización Mundial de la Salud (OMS) cataloga el alcoholismo como una enfermedad no transmisible que denomina síndrome de dependencia al alcohol. Lo define como un estado de cambio en el comportamiento de un individuo, que incluye, además de una alteración que se manifiesta por el consumo franco de bebidas alcohólicas, una continuidad de este consumo de manera no aprobada en su ambiente socio-cultural, a pesar de las dolorosas consecuencias directas que puede sufrir como enfermedades físicas, rechazo por parte de la familia, perjuicios económicos, y sanciones penales.

2) PARA DEJAR DE BEBER, BASTA LA FUERZA DE VOLUNTAD:

Según los miembros de Alcohólicos Anónimos, "la dura experiencia" les ha enseñado que la fuerza de voluntad, por sí sola, "y por robusta que fuese en otras ocasiones", no les bastaba para mantenerse sobrios. En A.A se anima al recién llegado a cambiar ese concepto por el de tener "buena voluntad" para aceptar el problema y dejarse ayudar.

"Ya que no podemos esperar beber normalmente en ningún tiempo futuro, nos concentramos en vivir una vida plena sin alcohol hoy. No hay nada en absoluto que podamos hacer respecto al día de ayer. Y mañana nunca viene. Hoy es el único día por el que tenemos que
preocuparnos", dicen en A.A.

3) EL ALCOHOLISMO SE CURA

Los miembros de A.A aceptan la idea de que en lo que a ellos respecta, el alcoholismo es una enfermedad progresiva que nunca puede "curarse' pero que, al igual que algunas otras enfermedades, puede ser "detenida".

"Estamos perfectamente dispuestos a admitir que somos alérgicos al alcohol y que es simplemente de sentido común el alejarnos de lo que produce nuestra alergia", señalan.

4) EL ALCOHÓLICO PUEDE APRENDER A BEBER CON NORMALIDAD

A.A y la mayoría de los expertos en alcoholismo tienen claro que, una vez que una persona ha cruzado la "frontera invisible" entre beber mucho y beber con una obsesión alcohólica, siempre seguirá siendo alcohólica. "Tenemos que vivir reconociendo el sencillo hecho de que una vez alcohólico, alcohólico para siempre", dicen los miembros de A.A.

5) EL ALCOHOLISMO SÓLO AFECTA A DETERMINADAS PERSONAS

Entre los miembros de A.A. se pueden encontrar hombres y mujeres de todas las edades y de diversa procedencia social, económica y cultural. Además, las consecuencias de la forma alcohólica de beber también han sido muy variadas.

"Unos cuantos de nosotros nos habíamos convertido en vagabundos perdidos antes de acudir a A.A. en busca de ayuda. Algunos habíamos perdido nuestras familias, nuestros bienes y nuestra dignidad". "Algunos fuimos hospitalizados y encarcelados incontables veces".

"Otros de entre nosotros no hemos sido hospitalizados ni encarcelados nunca. Ni habíamos perdido nuestras familias ni nuestros trabajos a causa de la bebida. No obstante, por fin llegamos a darnos cuenta de que el alcohol nos estaba haciendo difícil llevar una vida normal. Cuando descubrimos que no podíamos vivir sin el alcohol, nosotros también buscamos ayuda por medio de A.A", señala Alcohólicos Anónimos.