3 de febrero de 2011

Colombia.- Bogotá vive un día sin coche para reducir la contaminación

BOGOTÁ, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

Bogotá vive este jueves una nueva jornada de 'Día sin carro', iniciativa que busca reducir las emisiones de dióxido de carbono y brindar a los ciudadanos la oportunidad de respirar aire puro, así sea tan solo durante un día al año.

Se espera que dejen de circular por lo menos 1,4 millones de coches particulares, aunque en las primeras horas de la jornada la Policía de Tránsito de Bogotá había registrado 260 multas y se habían inmovilizado casi 60 vehículos que circularon obviando las restricciones del 'Día del aire limpio'.

Esta jornada ha comenzado a las 06.30 horas (12.30 horas en la España peninsular) y estará en vigor hasta las 19.30 horas (01.30 horas). Entre esas horas ningún coche debería circular, exceptuando aquellos autorizados por el Gobierno, como taxis, transporte público y vehículos para atender emergencias, entre otros.

Por eso no es de extrañar que el Transmilenio, el principal sistema de transporte de Bogotá, se haya visto colapsado en este atípico día. Unos 44.000 pasajeros más utilizaron este servicio durante la primera hora.

En el transcurso de este jueves se espera que los 1.247 buses articulados y los 515 alimentadores trasladen a más de un 1,68 millones de usuarios, según ha precisado el gerente de Transmilenio, Fernando Páez.

AIRE PURO

A lo largo de la jornada, equipos especiales realizarán mediciones del aire en 13 puntos de control ubicados en las principales avenidas de la capital colombiana y que permitirán constatar cuánto se reducen las emisiones de CO2 cuando no circulan los coches.

El secretario de Medio Ambiente de Bogotá, Juan Pablo Nieto, ha confirmado que en las primeras horas se ha registrado "una reducción del 21 por ciento del monóxido de carbono, del 28 por ciento en los niveles del ozono y del 66 por ciento del dióxido de azufre".

El 'Día sin carro' es una normativa que se comenzó a aplicar en el año 2000, tras haber sido aprobada mediante un referéndum. El objetivo es que los coches particulares no circulen el primer jueves de febrero de cada año durante 13 horas.

La medida no incluye el transporte estudiantil, ambulancias, vehículos acondicionados para discapacitados, coches oficiales, motos, vehículos militares, de la Policía y de Bomberos. También quedan excluidos los coches de los servicios de escolta, de seguridad privada y los de control de tráfico y grúas autorizadas.