26 de julio de 2006

Colombia.-Dos militares y dos trabajadores mueren tras estallar un explosivo colocado por las FARC cerca de un oleoducto

BOGOTÁ, 26 Jul. (EP/AP) -

Un teniente y un soldado del Ejército colombiano y dos trabajadores petroleros murieron hoy del departamento de Santander tras ser atacados con un explosivo activado por la guerrillas de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) cuando se disponían a reparar un oleoducto saboteado ayer por la organización.

El secretario de Gobierno del departamento, Manuel Luna, declaró a AP que "en esa zona hay un trayecto del oleoducto Caño Limón-Puerto Coveñas, que había sido atacado ayer y el Ejército, conjuntamente con Ecopetrol, se dirigía al sitio donde había explotado el tubo y ahí fue donde ocurrieron los hechos". "Les lanzaron un cilindro bomba y murieron las cuatro personas", añadió.

El Ejército informó en un comunicado que el ataque fue responsabilidad de las FARC y que se produjo cerca de la localidad de El Tarra, situada a unos 440 kilómetros al nordeste de Bogotá.

La guerrilla utiliza los cilindros vacíos en los que se distribuye gas para rellenarlos de material explosivo y metralla para atacar así a las fuerzas de seguridad. Este tipo de sabotaje a la infraestructura petrolera de Colombia, en particular los oleoductos, es frecuente por parte de la organización.