3 de junio de 2007

Colombia.- El marido de Betancourt dice que la excarcelación guerrilleros es una "operación de comunicación" de Uribe

PARÍS, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

El marido de la ex candidata a la presidencia colombiana Ingrid Betancourt, Juan Carlos Lecompte, consideró que la excarcelación de guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionaras de Colombia (FARC), que en 2002 secuestraron a su esposa, es una "operación de comunicación del presidente Alvaro Uribe".

Según explicó Lecompte en una entrevista al diario francés 'Le Nouvel Observateur', "para liberar a los rehenes, y entre ellos a Ingrid, hace falta una negociación". "La puesta en libertad unilateral de delincuentes y de terroristas detenidos en las prisiones parece sobretodo una operación de comunicación del presidente Alvaro Uribe", dijo.

Ayer, el Gobierno colombiano comenzó la operación para excarcelar a unos 200 guerrilleros de las FARC, con el objetivo de obtener la liberación de algunos de las personas retenidas por los insurgentes desde hace años. El presidente Uribe aseguró que se trata de un gesto "en el camino para la reconciliación", que hay que conseguir "con seriedad, con seguridad".

Sin embargo, para Lecompte, este movimiento, "en un momento en el que los lazos del presidente con los paramilitares que han asesinado a miles de colombianos parecen cada vez más evidentes, se trata sobretodo de desviar la atención de los gobiernos y los medios de comunicación internacionales".

"Muy criticado por el nuevo Congreso demócrata de Estados Unidos, Uribe está bajo presión, así que cambia de chaqueta", afirmó. "Después de haber agitado la idea muy peligrosa para la vida d los rehenes de asaltar los campamentos de las FARC quiere aparecer como un hombre de diálogo", agregó, considerando que esta operación podría ser una "trampa".

"Las FARC han dicho, hace una semana, que rechazaban la propuesta de Uribe. Nada ha cambiado", recordó Lecompte. El grupo guerrillero ha insistido en negociar un intercambio humanitario en una zona desmilitarizada, a unos 800 kilómetros al suroeste del país, por lo que no hay garantías de que respondan a la operación unilateral del Gobierno.

Por otra parte, el marido de Betancourt, en manos de los rebeldes desde el 23 de febrero de 2002, explicó al diario francés que esta semana tuvo la ocasión de entrevistarse con John Pinchao, el policía que recientemente escapó tras permanecer secuestrado casi nueve años por guerrilleros de las FARC, y que aseguró que compartió cautiverio con Betancourt.

"Me contó cosas de Ingrid que prueban que la conocía muy bien. Cuando estuvo en nuestro apartamento, aquí en Bogotá, reconoció los azulejos, los muebles, la decoración de la que le habló Ingrid en cautividad. Conocía el nombre de su perra, 'Manzana', cuya desaparición apenó tanto a Ingrid", relató.

Según explicó Pinchao a Lecompte, "los guerrilleros son muy duros con Ingrid, que les planta cara". "Ellos la insultan, la maltratan, la humillan constantemente... Para mí es un pensamiento terrible", señaló. "Pinchao dice que Ingrid, que no habría sido violada, permanece muy fuerte", asegura.