8 de marzo de 2015

Día Internacional de la Mujer, una historia de lucha aún vigente

Día Internacional de la Mujer, una historia de lucha aún vigente
PIXABAY

MADRID, 8 Mar. (Notimérica) -

   Este domingo, 8 de marzo, se conmemora el Día Internacional de la Mujer, una fecha en la que se celebran los logros conseguidos en la larga y dura lucha de las mujeres por su participación, en pie de igualdad con el hombre, en la sociedad en sus diferentes ámbitos: social, político y económico.

   Este día es festivo nacional en algunos países como China, Rusia, Vietnam o Bulgaria y su origen institucional se remomta a agosto de 1910, cuando se celebró la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas en Copenhague, Dinamarca.

   De acuerdo con la historia de la organización 'Internacional Socialista de Mujeres', en esta reunión se acordó "una resolución por la cual se señalaba un día al año como Día Internacional de la Mujer, y este sería un día para hacer campaña por el derecho de la mujer al voto y por la emancipación política de la mujer".

   La comunista alemana Clara Zetkin fue la promotora de esta iniciativa que, tras ser aprobada por más de 100 mujeres de 17 países, tuvo su primera celebración oficial el 8 de marzo de 1911 con la agrupación de más de un millón de personas que se manifestaron en las calles de varios países.

   Sin embargo, la elección de este día no fue al azar, sino que la batalla por la igualdad tuvo varios antecedentes. Años atrás, el 8 de marzo fue considerada una fecha emblemática en la lucha por los derechos de la mujer en Estados Unidos, concretamente en Nueva York.

   En 1908, unas 15.000 mujeres salieron a la calle de la Gran Manzana exigiendo una reducción de la jornada laboral, mejores salarios, el derecho al voto y unas condiciones laborales.

   Estas mujeres fueron las herederas de las obreras del textil de Nueva York, que ya en 1857 también empezaron a movilizarse por sus derechos laborales hasta crear sus propios sindicatos dos años después.

   Tres años más tarde, en 1911, las protestas de este día se vieron respaldadas por la tragedia ocurrida en la fábrica Triangle Shirtwais de Nueva York, donde un incendio generado por la falta de medidas de seguridad provocó la muerte de 146 trabajadores, la mayoría de ellos mujeres.

   No fue, en cambio, hasta 1975 cuando la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) proclamaría oficialmente esta fecha como Día Internacional de la Mujer.

   Con el paso del tiempo, la conmemoración de este día ha ido incorporando a su lucha por la igualdad nuevas reivindicaciones relacionadas con la difícil y discriminada situación que ha sufrido -y en algunos aspectos sigue sufriendo- la mujer en el mundo entero.

   En Latinoamérica, por ejemplo, el 8 de marzo empezó a tener un mayor sentido a partir de la década de los ochenta, donde se vivieron épocas de fuerte agitación política y social.

   Desgraciadamente, y pese a todos los avances logrados, todavía falta mucho por hacer en materia de igualdad, y no sólo en países en vías de desarrollo, sino también en países desarrollados en donde persisten diferencias salariales, diferencias de liderazgo y diferencias de oportunidades.

   Los derechos de la mujer en África, su inaccesibilidad a la educación, la pobreza femenina, los feminicidios en países de América Latina, la pérdida de derechos sociales y laborales como consecuencia de la crisis económica, la ablación o la situación de la mujer en algunas religiones como el Islam, son algunos de los desafíos urgentes para la próxima conmemoración del 8 de marzo, que festejó sus primeros 100 años en 2011 con la creación del organismo oficial ONU Mujeres.