30 de junio de 2014

Varias empresas podrán no cubrir gastos sanitarios de anticonceptivos

Varias empresas podrán no cubrir gastos sanitarios de anticonceptivos
REUTERS/JONATHAN ERNST

NUEVA YORK, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El Tribunal Supremo estadounidense ha fallado a favor de varias empresas familiares que plantearon que la reforma sanitaria de Barack Obama supone una violación de la Primera Enmienda, que avala la libertad religiosa, al obligar a estas compañías a cubrir los gastos médicos de una veintena de anticonceptivos aprobados por las autoridades.

   Así, empresas familiares y otras empresas pequeñas podrán negarse a cubrir en el seguro médico estos gastos ya que, según el Alto Tribunal, "existen alternativas a los anticonceptivos".

   El fallo se refiere concretamente a cuatro de los 20 métodos anticonceptivos que impiden a un óvulo germinado adherirse a las paredes del útero, por lo que se consideran abortivos por las organizaciones religiosas.

   El dictamen del Supremo ha sido aprobado por 5 votos contra cuatro y entre las opiniones contrarias destaca la de la jueza Ruth Bader Ginsberg, que destaca que "las empresas pueden incumplir cualquier ley (excepto las fiscales) que consideren contraria a sus creencias religiosas".

   Otras voces como la de la miembro de la Cámara de Representantes Diana DeGette denuncian que la sentencia "antepone las creencias religiosas de los jefes al acceso de los trabajadores a la atención sanitaria". La decisión ha sido respondida ya en Twitter con la etiqueta #NotMyBossBusiness (#AMiJefeNoLeImporta).

   Esta decisión del Supremo supone un nuevo revés para la reforma sanitaria de Obama y podría abrir la puerta a nuevas mermas en la misma. La propia reforma sanitaria superó por un estrecho margen los recursos planteados en el mismo Tribunal Supremo.