26 de julio de 2009

Enfrentamientos en Nigeria dejan más de 50 muertos

Por Ardo Hazzad

BAUCHI, Nigeria (Reuters/EP) - Más de 50 nigerianos murieron el domingo en enfrentamientos entre fuerzas de seguridad y militantes en la nororiental ciudad de Bauchi, dijeron residentes y fuentes de un hospital.

El combate comenzó temprano el domingo, cuando alrededor de 70 militantes armados con explosivos y armas atacaron una estación de policía local en venganza por el arresto de sus líderes.

La policía y soldados repelieron el ataque y luego realizaron redadas a vecindarios para arrestar a los responsables. Fuentes de un hospital y residentes dijeron que más de 50 personas murieron en los enfrentamientos.

Un periodista de Reuters contó 32 cuerpos en dos estaciones de la policía en Bauchi y dijo que decenas resultaron heridos entre los más de 200 detenidos. La cifra de muertos oficial del Gobierno es 39, incluyendo a un soldado.

"Nos hemos adelantado a los militantes. De otro modo la situación habría sido mala", dijo a periodistas el gobernador estatal de Bauchi, Isa Yuguda.

"Estoy llamando a toda la gente de Bauchi a mantener la calma y que tengan la seguridad que la situación está bajo control", añadió.

TOQUE DE QUEDA

El gobernador impuso un toque de queda nocturno en Bauchi por los próximos días para calmar las tensiones. Se vio un incremento en la presencia policial en algunos vecindarios, pero los negocios se mantuvieron abiertos y la gente pululaba en las calles libremente antes del toque de queda.

El portavoz de la policía Mohammed Barau dijo que los militantes pertenecían a Boko Haram, un grupo local que quiere que se imponga la sharia (ley islámica) en toda Nigeria.

Un miembro de Boko Haram que resultó herido durante el ataque inicial a la estación de la policía dijo a Reuters que su grupo quería "limpiar todo el sistema (nigeriano) que está contaminado por la educación occidental e imponer la sharia en todo el país".

Bauchi es uno de los 12 estados en el norte mayormente musulmán de Nigeria que comenzó una estricta aplicación de la sharia en el 2000, una decisión que ha alienado a las minorías cristianas y causó olas de violencia sectaria que dejaron miles de muertos.

Nigeria está dividido casi equitativamente entre cristianos y musulmanes, aunque existen numerosos credos animistas entre la población.

Más de 200 grupos étnicos viven generalmente en paz lado a lado en el país del oeste de Africa, aunque la guerra civil dejó 1 millón de muertos entre 1967 y 1970 y se han producido brotes de disturbios religiosos desde entonces.

El noviembre, cientos de personas perecieron en dos días de enfrentamientos en la ciudad central de Jos, luego de que una disputada elección iniciara los peores choques vistos en años entre pandillas cristianas y musulmanas en la nación más poblada de Africa.