18 de enero de 2019

La Escuela de Cadetes General Francisco de Paula Santander, un campus simbólico para los oficiales colombianos

La Escuela de Cadetes General Francisco de Paula Santander, un campus simbólico para los oficiales colombianos
REUTERS / LUISA GONZALEZ

BOGOTÁ, 18 Ene. (Notimérica) -

La Policía Nacional de Colombia está de luto. La muerte de más de 20 personas tras la explosión de un coche bomba en la Escuela de Cadetes General Francisco de Paula Santander, en Bogotá, ha golpeado con fuerza al cuerpo de seguridad, el cual encuentra en dicha academia un lugar de gran relevancia en su historia y labor.

Con estatus universitario, la escuela de cadetes es el lugar en el que se forman los oficiales del cuerpo, lo que lleva a que todos aquellos agentes que deseen ser oficiales del cuerpo deben pasar por dicha institución, que también acoge agentes de seguridad de todos los países de la región.

De hecho, entre las víctimas mortales se encuentra una ciudadana ecuatoriana, Érika Chicó, y entre los 60 heridos la también ecuatoriana Carolina Sanango, tal y como ha confirmado el presidente Lenín Moreno a través de Twitter. El mandatario panameño, Juan Carlos Varela, ha indicado que un total de 47 cadetes nacionales se encuentran en la actualidad formándose en dicha academia, y que algunos de ellos también ha resultado heridos.

"Lamentablemente, el saldo preliminar es de 21 personas fallecidas, incluyendo al responsable del hecho, y de 68 heridas, quienes fueron trasladadas a distintos centros asistenciales con el apoyo de organismos de socorro y emergencia del Distrito", ha señalado la Policía en un comunicado.

Sobre las 9.30 (hora local) de este jueves una camioneta rebasaba los controles de seguridad y ha irrumpido en las instalaciones policiales. Minutos después, el vehículo ha estallado con el conductor dentro a la altura del patio donde suelen celebrarse los desfiles. En ese momento, se celebraba una ceremonia de ascensos.

HISTORIA

En el mes de julio de 1937 se ordenó la creación de la Escuela General Santander, que fue inaugurada el 5 de agosto de 1938 por el presidente de la república Alfonso López Pumarejo. Sin embargo, hasta mayo de 1940 no se fundó oficialmente como una escuela de formación general para todos los aspirantes, oficiales, suboficiales, agentes, detectives y demás funcionarios administrativos o técnicos de la policía de Colombia.

Años después, en febrero de 1950, se ordenó la creación de la Escuela de Suboficiales Gonzalo Jiménez de Quesada, lo que permitió que la Escuela General Santander se dedicara exclusivamente a la formación de oficiales de la institución --hecho que se mantiene hasta día de hoy--. En 1976 el Ministerio de Educación Nacional autorizó la expedición de títulos de Licenciado en Estudios Policiales y Administrador Policial, ascendiendo dicha formación a título universitario.

La escuela siempre ha considerado tres campos para la formación en su plan de estudios: profesional, científico y humano, los cuales están incluidos en el plan de estudios vigente. Se trata de un programa de duración de tres años y se distribuye en seis semestres académicos. Además se consideran dos campos de formación: fundamentación policial y el complementario, que se subdividide en las áreas jurídica, administrativa y de investigación.