19 de enero de 2007

España/Bolivia.- El Gobierno impone visado de entrada a los bolivianos, en aplicación de la normativa europea

El año pasado había más de 130.000 bolivianos empadronados en España, frente a algo más de 50.000 que tenían permiso de residencia

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Ministros aprobó hoy la imposición de visados de entrada para los bolivianos que deseen viajar a España, en concordancia con la decisión europea de incluir a Bolivia en la lista de países que deben cumplir este requisito para entrar en cualquier país de la UE.

Así, el Ejecutivo ha autorizado la denuncia del Canje de Notas de 26 de marzo de 1962 entre los Gobiernos de España y de Bolivia sobre supresión de visados para súbditos de ambos países, y ha dispuesto su remisión a las Cortes Generales para su tramitación por el procedimiento de urgencia, cuya solicitud también se ha aprobado.

"En cumplimiento de la normativa comunitaria el Gobierno ha adoptado hoy una decisión, que tiene que ver con el impulso a la política de inmigración, de incluir a Bolivia entre los países cuyos ciudadanos deberán presentar visado de entrada en España", explicó la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, en la rueda de prensa posterior al Consejo.

En virtud del mencionado Canje de Notas de 26 de marzo de 1962, actualmente no se exige visado a los nacionales de Bolivia. No obstante, la aprobación del Reglamento comunitario del 21 de diciembre de 2006, que modifica otro de 2001 que establecía la lista de terceros países cuyos nacionales estaban sometidos a la obligación de visado para cruzar las fronteras exteriores y la lista de terceros países cuyos ciudadanos estaban exentos de esa obligación, incluye a Bolivia en la lista común de países a cuyos nacionales se exigirá visado para cruzar las mencionadas fronteras exteriores de los Estados miembros.

A PARTIR DEL MES DE ABRIL

Así, los bolivianos que deseen viajar a la UE necesitarán visado a partir del próximo mes de abril, en aplicación de la medida aprobada por la Comisión Europea. Por ello, España, para dar cumplimiento a sus obligaciones como miembro de la Unión Europea, precisa denunciar el Canje de Notas de 26 de marzo de 1962. A partir de la denuncia, los nacionales de Bolivia estarán sujetos al régimen común de exigencia de visado.

Con esta restricción, los bolivianos que lo deseen o necesiten viajar a cualquiera de los países de la UE tendrán que solicitar un visado obligatorio, ya que se elimina la opción de que permanezcan 90 días sin necesidad de visado en los países que forman parte del espacio Schengen.

A 1 de enero de 2006 más de 130.000 ciudadanos de Bolivia estaban empadronados en España frente a los algo más de 50.000 que tenían autorización para residir, lo que refleja una bolsa de unos 80.000 ciudadanos de Bolivia que podrían estar residiendo de forma irregular en España. Hasta el momento, muchos de los ciudadanos de esta país que quedan en la irregularidad viajaban a Europa como turistas (debido a la exención de visado) pero no regresaban a su país tras la expiración del plazo de los 90 días.

Bolivia se une así a otros países lationamericanos como Ecuador y Colombia, cuyos ciudadanos también requieren visado de turismo para viajar a Europa y que tras esta imposición han visto reducidos el volumen de ciudadanos en situación irregular en España. En Latinoamérica también requieren visado otros países, como Perú, Cuba o República Dominicana.