11 de octubre de 2006

España.- El Rey resalta el español como "lengua de futuro" y "valor en alza" en inauguración de nueva sede del Cervantes

Zapatero recuerda los 15 años que cumple la institución y el apoyo del Gobierno, que ha aumentado su presupuesto un 26 por ciento

MADRID, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los Reyes presidieron hoy la reunión del Patronato del Instituto Cervantes así como la inauguración de la nueva sede de esta institución en el transcurso de un acto al que asistieron también la infanta Elena, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero y los ministros de Asuntos Exteriores (Miguel Ángel Moratinos), Cultura (Carmen Calvo) y Educación (Mercedes Cabrera). El monarca destacó la importancia del español como "lengua de futuro" y como "valor en alza".

A lo largo de la reunión de Patronato, don Juan Carlos recordó el "apoyo de la Corona" a este organismo y celebró que los hispanohablantes conformen hoy "una de las comunidades lingüísticas más relevantes y creativas del mundo, por dinamismo, capacidad integradora y esencia plural".

"Tenemos que promover que cada vez más estudiantes de español viajen a países de lengua española para adquirir destreza en el manejo del idioma", agregó. Asimismo, durante el almuerzo ofrecido a los embajadores hispanoamericanos con ocasión de la reunión del Patronato del Cervantes, el Rey hizo hincapié en que el español es una lengua "que nos une y favorece la diversidad". "El cultivo de nuestro idioma y de la cultura en español nos otorga más cohesión y más visibilidad como comunidad en la esfera internacional", añadió el monarca.

EL MAYOR PRESUPUESTO

Por su parte, José Luis Rodríguez Zapatero recordó en su intervención en la reunión del Patronato que el Instituto Cervantes cumple quince años y señaló que el "compromiso" del Gobierno con esta institución ha sido "notable". "El presupuesto del Instituto ha tenido en los últimos años el mayor incremento de toda su historia, concretamente un 26 por ciento", dijo.

Zapatero, que inició su discurso con palabras del poeta José Ángel Valente y tuvo un recuerdo para los sucesivos directores del Instituto Cervantes, se refirió también a este organismo como uno de los institutos culturales "más importantes del mundo" y dijo que la mayor riqueza de nuestra lengua está "en los quinientos millones de personas que lo hablan" y en que existen 11 millones de personas que lo estudian en casi cien países.

Además aseguró que la globalización "lejos de amenazar al español, ha proyectado su importancia hasta extremos insospechados" y puso como ejemplo al continente africano, donde "más de 500.000 personas estudian español", señaló.

OBJETIVO: LA EXPANSIÓN

Por su parte, el actual director del Instituto Cervantes, César Antonio Molina, hizo un repaso de los objetivos principales que tiene a día de hoy el Instituto, del que hay 60 centros en todo el mundo que llegarán a los 70 al final de la Legislatura.

Entre las prioridades, Molina indició la "expansión" como el objetivo principal. Así, habrá cuatro nuevos centros en Brasil a lo largo del próximo año (Brasilia, Bahía, Porto Alegre y Curitiba) con lo que este país ya tendrá nueve centros Cervantes (el de mayor número de todo el mundo). También se abrirán próximamente Tokio, Nueva Delhi, Shangai, Seúl y Sidney en el área Asia/Pacífico mientras que en Estados Unidos están previstos los de Houston, San Francisco, Los Ángeles, Boston y Washington además de continuar con Canadá. El Cervantes trabajará también en el entorno europeo para estar en Oslo, San Petersburgo o Frankfurt.

Incentivar el turismo lingüístico y la celebración del IV Congreso de la Lengua que se celebrará el año próximo en Colombia y en donde las Academias aprobarán la I Gramática Panhispánica además de ofrecer un gran homenaje a García Márquez, son otros aspectos que destacó el director del Instituto Cervantes.

Además el director reaaltó la existencia de una biblioteca especializada en la enseñanza del español y de las lenguas cooficiales y de una biblioteca virtual conectada con una enorme lista de bibliotecas españolas, hispanoamericanas y archivos.

El nuevo edificio contará con salas de conferencias simultáneas con el resto de los centros de todo el mundo, proyecciones de cine, un departamento de radio y televisión por Internet que comenzará a funcionar en noviembre, una oficina del hispanista y departamentos del judeo-español y dedicados al resto de las lenguas cooficiales, dijo Molina.

Entre los datos facilitados por el director del Cervantes cabe citar que en este curso académico el Cervantes, en el que trabajan 300 personas en Madrid y casi 2.000 en el resto del mundo, ha registrado casi 117.000 matrículas y se han celebrado más de 4.600 actos culturales.

Las bibliotecas de la institución son utilizadas por 3.000 personas al día y el préstamo anual supera los 600.000 volúmenes. El Centro Virtual Cervantes ha recibido 16 millones de visitas y cuenta con más de 26.000 usuarios registrados procedentes de 120 países.

El Instituto Cervantes está presente en 38 países y su presupuesto para el actual ejercicio económico 2006 es de 68,61 millones de euros. El Proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2007 prevé un presupuesto de 86,41 millones de euros.

AUSENCIAS

En la reunión del Patronato (a la que se sumaron hoy los nuevos patronos de la institución) hubo dos ausencias destacadas: las de la mezzosoprano Teresa Berganza y el actor Fernando Fernán-Gómez. Sí estuvieron otros nombres sobradamente conocidos de las letras y la cultura hispana como Jorge Edwards, Sergio Pitol, Ana María Matute, Josefina Aldecoa, Soledad Puértolas, Eduardo Arroyo, Víctor García de la Concha, Ramón Fernández de Amezúa, Landelino Lavilla y Virgilio Zapatero, entre otros.

Tras la citada reunión, los Reyes visitaron las instalaciones de la nueva sede, acompañados también por los presidentes del Congreso y el Senado, Manuel Marín y Javier Rojo, y finalmente el monarca descubrió una placa en recuerdo de este acto de inauguración al que también asistieron la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y el alcalde de la capital, Alberto Ruiz Gallardón.