6 de marzo de 2015

El fenómeno de 'El Niño' ya ha llegado, aunque con retraso

El fenómeno de 'El Niño' ya ha llegado, aunque con retraso
NOOA

MADRID, 6 Mar. (Notimérica) -

   Ha sido anticipado durante muchos meses y ahora el fenómeno de 'El Niño' ha llegado finalmente, aunque será débil debido al retraso, según los meteorólogos del Centro de Predicciones del Clima de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés).

   En su análisis mensual, publicado este jueves, los especialistas han confirmado la llegada de 'El Niño', caracterizado por un aumento de las temperaturas de la superficie oceánica en el océano pacífico cerca del Ecuador. Sin embargo, debido a la débil fuerza de 'El Niño' este año, no esperan cambios muy significativos en el clima global ni que se extienda demasiado.

   Aún así, ciertos impactos a menudo asociados con 'El Niño' podrían aparecer esta primavera en el este del hemisferio norte, como condiciones de mayor humedad en la costa estadounidense.

   "Basándonos en las observaciones de las temperaturas medias de la superficie marítima del centro y oeste del océano Pacífico", podemos confirmar que "'El Niño' ha llegado", según ha afirmado el director del Centro de Predicción Climática de NOAA, Mike Halpert. "Muchos modelos de predicción climática muestran este débil 'El Niño' extendiéndose hasta el verano", con una probabilidad de entre el 50 y el 60 por ciento.

   El último 'El Niño', que tuvo lugar entre 2009 y 2010 tuvo una intensidad de moderada a fuerte, aunque el último 'El Niño' de gran intensidad se remonta a 1997-1998, y supuso fuertes lluvias en el oeste, especialmente, en California. Sin embargo, este año, 'El Niño' es demasiado "tardío y débil" para aliviar "el clima seco de California", ha explicado Halpert.

EL FENÓMENO DE 'EL NIÑO'

   'El Niño' es un fenómeno climático que se genera en el océano Pacífico y acaba afectando a la totalidad del planeta, que consiste en la aparición de corrientes oceánicas cálidas en la costa de Estados Unidos que acaban por alterar el sistema global océano-atmósfera.

   Los efectos que suele generar, dependiendo del aumento de la temperatura que se produzca, van de las inundaciones a las fuertes lluvias en Estados Unidos y América Latina a sequías en el sudeste asiático y Australia.

   El fenómeno se produce cuando se debilitan los vientos alisios, que normalmente soplan sobre el Pacífico tropical, convergiendo a la altura de Australia y el sureste de Asia, cargados de humedad en una zona donde la superficie del mar ya está relativamente caliente, lo que produce mucha humedad y lluvias.

   En situación normal, los alisios empujan las corrientes oceánicas superficiales, lo que provoca un afloramiento de las aguas profundas cerca de la costa este del Pacífico. El resultado es el aumento del nivel del mar -unos 40 centímetros-.

   Cuando comienza 'El Niño', cesa el afloramiento de aguas profundas y las temperaturas del agua del mar empiezan a subir en el este del Pacífico tropical, apareciendo las primeras anomalías positivas (temperaturas por encima de la media climatológica).

   La zona de humedad del oeste del Pacífico comienza a trasladarse hacia el este, lo que provoca las lluvias en Estados Unidos y Latinoamérica, mientras que la zona del Pacífico tropical entra en riesgo de sequías.

Para leer más