14 de octubre de 2015

Hallan muerta "con signos de violencia" a una importante activista transexual de Argentina

BUENOS AIRES, 14 Oct. (Notimérica) -

   La activista transexual Diana Sacayán ha sido hallada muerta este martes, "con signos de violencia", en su domicilio, ubicado en el barrio de Caballito de Buenos Aires.

     Diana Sacayán era secretaria de la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex (ILGA), integrante del programa de Diversidad Sexual de INADI, coordinadora del Movimiento Antidiscriminatorio de Liberación. Además impulsó la ley, recientemente sancionada, que establece el cupo laboral para trans y travestis en la administración pública bonaerense.

     Asimismo, fue colaboradora en el suplemento SOY de Página/12 y recibió una distinción de la UTPBA por su trabajo periodístico en la Revista El Teje, primera publicación periodística producida por personas trans. Diana Sacayán recibió en 2012 su Documento Nacional de Identidad de la mano de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

   Sus compañeros y compañeras del INADI, los equipos directivos del organismo y su interventor, Pedro Mouratian, han expresado su más profundo pesar por la muerte de Diana Sacayán, luchadora incansable por los derechos del colectivo LGTBI.

     “Si algo caracterizó a Diana fue la lucha, por sus derechos y por los derechos de toda la comunidad LGTBI. En definitiva, la lucha por un país mejor, donde no hubiera ciudadanos de primera y de segunda. Dónde todas y todos accedieran a los mismos derechos” manifestó el interventor del organismo, Pedro Mouratian.

     El organismo se ha comprometido a promover todos los mecanismos necesarios para respaldar, colaborar e impulsar la investigación del asesinato de Diana hasta encontrar la verdad y juzgar a los culpables. De la misma manera, acompañará la investigación de cualquier crimen de odio sufrido por la comunidad LGBTI.

    Conscientes de la necesidad de adecuar el marco jurídico, INADI solicita el tratamiento urgente de la nueva Ley antidiscriminatoria que obtener las herramientas necesarias para proteger y dar respuesta a la seguridad de los colectivos alcanzados por este tipo de violencia.

    “Así como hemos avanzado en nuevas leyes y políticas públicas LGTBI para garantizar la inclusión y una ciudadanía plena a toda la sociedad, debemos avanzar en la sanción definitiva de una nueva norma que rompa definitivamente con una cultura de viejos paradigmas de exclusión y estigmatización” finalizó Mouratian.