8 de junio de 2016

Iberoamérica, la región con más protección de aguas oceanicas

Iberoamérica, la región con más protección de aguas oceanicas
PIXABAY

MADRID, 8 Jun. (Notimérica) -

El cambio climático, la acidificación de los océanos y algunas actividades humanas, como la pesca ilegal, las prácticas de acuicultura insostenibles, la contaminación marina y la destrucción del hábitat y las especies exóticas, son la actual amenaza de los mares y océanos que rodean la región Iberoamericana.

El cambio climático es una amenaza clara y terrible para América Latina y el Caribe, que desde hace tiempo está sufriendo los efectos de esté fenómeno, que provoca que en la región aumenten los huracanes, las tormentas, las sequías y las olas de calor, haciendo que los climas sean más extremos.

Además, el incremento de las temperaturas, producido por la emisión de gases de efecto invernadero, está causando la desaparición de los glaciares que se encuentran al sur del continente, lo que aumenta el nivel del mar y amenaza a las poblaciones costeras.

Según investigaciones del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés), una crecida de cuatro grados centígrados en la temperatura global podría eliminar "casi la mitad de los glaciares del planeta al final de siglo".

Por otro lado, la acción humana --tanto actividades terrestres como marinas-- y la contaminación de los océanos tiene efectos negativos directos en los ecosistemas marinos y en la salud humana.

Especialmente la contaminación marina por residuos plásticos supone una amenaza directa ya que el plástico se degrada muy lentamente y contamina las vías fluviales durante mucho tiempo, perjudicando a los seres que habitan los océanos.

En concreto, más de 6,4 millones de toneladas de plástico llegan cada año a las profundidades de los océanos, lo que representa alrededor del 60 por ciento de basura total.

"El plástico indudablemente juega un papel esencial en la vida moderna, pero los impactos ambientales en la forma en que los usamos no pueden ser ignorados", advierte el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA).

Por eso, este miércoles se celebra el Día Mundial de los Océanos, que este año tiene como objetivo concienciar sobre las causas y efectos de la contaminación de estas grandes masas de agua salada con su lema 'Unos océanos sanos, un planeta sano'.

Según publicaciones ambientalistas, el Mar Caribe es uno de los más contaminados debido a los derrames de petróleo y a la sobrepesca. "Se está haciendo una presión sin precedentes sobre nuestros mares en Latinoamérica.

Extraemos de ellos más atunes, jureles y sardinas de lo que es sostenible, afectamos complejos ecosistemas y paisajes marinos como nuestros manglares y corales, y contaminamos sus aguas", aseguran expertos del WWF.

No obstante, Iberoamérica es una de las regiones que más avances ha hecho en materia de protección de océanos desde 1990. El 17 por ciento de las zonas marinas de la región están protegidas, según un informe del Banco Mundial.

Desde el 2014, solo el 2 por ciento de los océanos del mundo, aproximadamente, han sido designados como zonas marinas protegidas con varios niveles de control de acceso. En concreto, Ecuador es uno de los países con más aguas territoriales bajo protección, con un 76 por ciento preservado.

314414.1.420.240.20160608205741
Vídeo de la noticia