17 de marzo de 2007

Iberoamérica.- Touriño anuncia un programa de intercambio universitario entre Galicia e Iberoamérica similar al Erasmus

Promete "liderar los cambios" para cumplir el Estatuto del Emigrante y triplicar las ayudas para emigrantes en riesgo de exclusión social

SAO PAULO (BRASIL), 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, anunció hoy la creación de una iniciativa de intercambio de estudiantes con carácter estable entre las universidades de Galicia y las de Iberoamérica similar al programa Erasmus, que permita estrechar los "lazos" entre las generaciones más jóvenes a ambos lados del Atlántico.

En un acto en la Sociedad Hispano Brasileira de Sao Paulo, Touriño reivindicó ante un auditorio de más de 300 emigrantes los "vínculos de sangre" que unen a la comunidad con Suramérica y apeló a "conservarlos, pero no mirando atrás", sino potenciando el "futuro" para que los descendientes de los gallegos "sean capaces de sentir la proximidad a la idea de su tierra".

Según él, garantizar que la diáspora se mantenga como "embajadora y referencia" de Galicia requiere "trabajar a partir de la galleguidad con los nietos" de aquellos que en su día abandonaron su hogar en busca de perspectivas y, para ello, consideró que la "educación y la cultura" son los valores fundamentales.

En consecuencia, explicó que, ante la "muy positiva experiencia" que ha demostrado ser el programa Erasmus, del que dijo que "mudó la capacidad de los estudiantes", la Xunta se ha propuesto poner en marcha a lo largo de esta legislatura una iniciativa similar que permita el "intercambio estable y permanente" entre alumnos de las dos orillas del océano.

"SE PUEDE"

Al respecto, el mandatario tuvo un conocimiento directo del resultado del programa Erasmus el pasado mes de noviembre, cuando se reunió en Hannover (Alemania) con un grupo de gallegos perceptores de estas becas, y en esta ocasión se mostró convencido de que la iniciativa que baraja la Xunta "es posible".

Así, reivindicó que las tres instituciones con las que cuenta el Sistema Universitario de Galicia (SUG) y las "muchas y muy buenas" que existen en Iberoamérica tienen actualmente con las potencialidades para consolidar un marco que, en su opinión, permitirá "construir un espacio de encuentro entre los hijos de la Galicia territorial y los de la Galicia exterior".

Para ello, abogó por promover un sistema que permita a todos los jóvenes, independientemente de sus recursos, "ir a cualquier universidad" de la comunidad o de América Latina, con el objetivo de "crear vínculos para que hoy, mañana y pensando en el futuro, se puedan consolidar lazos estables entre generaciones de Galicia e Iberoamérica".

CONTRIBUCIÓN DE LA EMIGRACIÓN

En este sentido, el presidente mantuvo que la comunidad "sería hoy irreconocible sin la emigración" y, pese a valorar que "se ha hecho un largo recorrido" para reconocer su aportación a su país de origen, admitió que "queda mucho camino". No obstante, reivindicó las medidas adoptadas tanto por su Gobierno como el estatal, entre las que aludió al incremento de las ayudas, que serán tres veces superiores en el caso de los emigrantes en riesgo de exclusión social.

Según él, este "compromiso" con los residentes en el exterior más desfavorecidos es "de justicia, una obligación de todo Estado" y, por ello, valoró la triplicación de las partidas para este colectivo, que pasarán de 300 a un máximo de 900 euros anuales y que verán elevado el umbral mínimo a 400 euros al año.

Además, Touriño recordó otras decisiones de trascendencia, como la aprobación del Estatuto de los Ciudadanos Españoles en el Exterior, que "si algo significa es que reconoce los derechos" de la diáspora. "Ahora las ayudas y las colaboraciones desde España y Galicia serán el resultado de un derecho amparado por ley, no por un favor", declaró.

Asimismo, recordó otra de las grandes apuestas del conocido como Estatuto del Emigrante, como son las posibilidades para el voto en urna, que garantizará un ejercicio democrático "en condiciones, transparente y con todas las garantías". No obstante, recordó que este objetivo requiere modificar la ley electoral y, para ello, asumió el compromiso de "liderar ese proceso de cambio para cumplir lo que mandata" esta norma pionera para el colectivo exterior.

Al respecto, recordó que su Gobierno ya ha realizado un trabajo de estimación del reparto de los gallegos a lo ancho de la geografía mundial, a fin de establecer dónde se podrían instalar mesas electorales, y que estima que unos 227.000 ciudadanos podrán votar en urna, es decir, el 70 por ciento del total. De igual modo, reivindicó que el Estatuto permitirá a "miles de nietos" acceder a la nacionalidad y "ser españoles y gallegos de pleno derecho". "También un gran motivo de reivindicación", agregó.

AGRADECIMIENTO

Así, el presidente aprovechó su primer encuentro con el colectivo exterior en este primer viaje institucional que realiza a Brasil para "dar las gracias por lo hecho por Galicia, por agruparse para trabajar juntos, por mantener la dignidad y seguir amando su cultura, su tierra y su tradición". "Sois los hijos más queridos, porque sois los que estáis más lejos", proclamó, tras lo que aseveró que el jefe del Ejecutivo español, José Luis Rodríguez Zapatero, comparte su apuesta por "estrechar vínculos" con la emigración.

En este sentido, Touriño recibió previamente el Premio Marcial Mariñas Campelo de manos de su viuda, erigido en reconocimiento a "los que trabajan por la colonia española de Sao Paulo", según explicó el presidente de la Sociedade Hispano Brasileira, Rodrigo Ventín, quien dirige uno de los doce centros gallegos centenarios que existen en el mundo, puesto que, en este caso, el 90 por ciento está compuesto por emigrantes de la comunidad.

Posteriormente, los gaiteros de Lembranzas e Agarimo de Sao Paulo, que data de 1955, subió al escenario para ofrecer una exhibición junto a un grupo de baile que, ataviado con el traje regional gallego, ofreció un espectáculo de mestizaje de las tradiciones de ambas culturas.