El método con el que Paraguay consiguió acabar con la malaria

El método con el que Paraguay consiguió acabar con la malaria
17 de julio de 2018 2015 MAYETA CLARK - ARCHIVO

ASUNCIÓN, 17 Jul. (Notimérica) -

"La malaria actualmente afecta a más de 200 millones de personas, provocando hasta 600 mil muertes al año", afirma el Dr. Manuel Alfonso Patarroyo. La malaria, una enfermedad de la sangre que se contrae mediante la picadura de un mosquito infectado, es una de las enfermedades que siguen matando en América Latina.

El Plasmodium Vivax es una de las variantes más importantes de la malaria, y causa hasta el 75 por ciento de las infecciones de esta patología en países latinoamericanos. Por otro lado, existe el Plasmodium falciparum, que predomina en África.

El Dr. Patarroyo asegura que el problema principal de la malaria radica básicamente en la capacidad de mutación que puede tener este patógeno, lo que provoca que personas que ya han sufrido un episodio de malaria, puedan volver a repetirlo pero con una nueva variante.

Por ello, la erradicación de la malaria es tarea complicada, más cuando no se cuenta con los medios y los recursos para la investigación y el desarrollo de vacunas. De hecho, es una enfermedad que ha repuntado en los últimos años y que se resiste a desaparecer. Sin embargo, existe un caso resaltable en toda la región latinoamericana: Paraguay.

El país ha eliminado la malaria, siendo el primer país de América en lograrlo casi en cincuenta años según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Ha sido la capacidad del sistema nacional de salud para detectar los casos con los primeros síntomas lo que ha permitido acabar con la enfermedad en Paraguay, recoge 'The New York Times'.

La investigación sobre si la transmisión ha sido de forma local o importada también ha sido clave para su erradicación. Asimismo, ha sido clave el empeño por no dejar de luchar contra ella y dejar de lado la centralización en otro tipo de prioridades en base a los recursos internos.

"La voluntad política es el aspecto más importante para eliminar la malaria", indicaba al citado medio Marcos A. Espinal, director del Departamento de Enfermedades Transmisibles en la Organización Panamericana de la Salud. "Poseemos herramientas eficaces: mosquiteros, métodos de control de los vectores, tratamientos. Llegamos hasta un cierto punto _-vemos el final del túnel-_ y entonces corremos el riesgo de dejar de sentirnos comprometidos con la causa".