4 de junio de 2007

México.- Un sindicalista mexicano alerta del uso "abusivo" de la subcontratación como amenaza a los derechos laborales

En zonas turísticas como Cancún ésta es una práctica habitual que trata de evitar compromisos de las empresas con sus trabajadores

MADRID, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Congreso del Trabajo (CT) y responsable del Sindicato Nacional de Trabajadores Bancarios de México, Enrique Aguilar Borrego, alerta de que el uso "abusivo" de la subcontratación "amenaza a trabajadores y empresas", según una reciente entrevista publicada en el periódico 'La Jornada'.

A su juicio, las empresas de 'outsourcing', que se dedican a subcontratar empleados a nombre de terceros para evitar el pago de prestaciones a los trabajadores, "están generando graves problemas en México", ya que "ante la falta de reglamentación, la mayoría opera sin ética y ningún control", e incluso "ha permitido la introducción de personal ligado a mafias o a la venta de drogas en compañías serias".

Borrego advirtió en este sentido de que la práctica de la subcontratación ha llegado en el país "a niveles extremos y es utilizada de manera abusiva por el sector patronal con la intención de no establecer ningún compromiso laboral con sus trabajadores, además de evitar pagarles prestaciones, jubilaciones ni ningún beneficio a los empleados".

Esto ha provocado, según sus datos, que se haya producido un 'boom' de empresas que prestan servicios de 'outsourcing' que, al operar sin controles efectivos sobre el personal que reclutan, "ha llevado a que algunas incluso contraten a personas ligado a las mafias de la droga", denuncia el dirigente sindical.

En la entrevista, Borrego explicó que este cambio ha resultado "contraproducente" para algunas empresas, ya que las compañías de 'outsourcing' o externalización de servicios "no investigan antecedentes y no tienen escrúpulos para seleccionar a cualquier persona".

Así, en ciudades mexicanas como Guadalajara, Torreón y otras, este sindicato ha comprobado que trabajadores contratados por estas empresas "tienen nexos con el narcotráfico y acceden en la empresas para introducir drogas o para obtener información con el fin de robar o delinquir de otras muchas maneras".

DESVIRTUAR SU LABOR

Aunque Borrego consideró que el 'outsourcing' en sí "no es malo", en México "es abusivo el número de empresas que lo torcieron para hacerlo completamente negativo para los trabajadores y para quitarles seguridad social", y lo desvirtuaron para convertirlo en un instrumento "para violar derechos laborales".

A tal grado ha llegado esta práctica, según el sindicalista, que hay regiones completas donde no se realiza prácticamente ninguna contratación regular, como algunas de la zona hotelera de Cancún, donde se han implantado esquemas generalizados de subcontratación y a los trabajadores "no les pagan ninguna prestación", detalló Borrego.

De esta manera, mientras las empresas se quieren "ahorrar" el coste laboral de sus empleados --opina Borrego-- se realizan prácticas donde los trabajadores "no tienen ningún compromiso, no hay productividad y existe una gran rotación de personal". Por ello, a su juicio, "es preciso que se regule totalmente la actividad de estas empresas de outsourcing, ya que cualquier ex-director de Recursos Humanos puede poner su empresa de externalización y empezar a cobrar".

Finalmente, el sindicalista consideró que la reforma laboral "necesariamente tiene que tocar este tema y hacer una revisión", porque actualmente cada una de las firmas que se dedican a la subcontratación "lo hace de manera discrecional, bajo sus propias directrices, carece de sanciones y obtiene plusvalía de una 'moda laboral' que afecta a los trabajadores y también a las compañías".